Site hosted by Angelfire.com: Build your free website today!

ALEXANDER DUGHIN

O CUANDO LA METAFÍSICA Y LA POLÍTICA SE UNEN

(Sergio Fritz)

Escasas personalidades en los últimos años han conmovido de manera tan estruendosa los ambientes del radicalismo mundial, como lo ha hecho Alexander Dughin. Polemista, hombre dotado de una memoria prodigiosa, notable artesano en la difícil ciencia de generar ideas, locutor radial de un programa transgresor como pocos, ensayista, geopolítico, músico, estudioso de la Metafísica guénoniana, crítico de las ideologías políticas aceptadas por la policía del pensamiento, editor clandestino de las obras de Guénon y Evola cuando aun la Unión Soviética era una realidad, director de la asociación y casa editorial Arctogaia, la cual literalmente inunda Internet con sus páginas que tratan sobre Nacional-Bolchevismo, Otto Rahn, eurasismo, y Julius Evola, entre un variopinto universo conceptual que podrá generar aplausos u odiosidades; pues frente a Dughin o se está con él y se lo sigue o se lo repudia. Parece no haber otra opción. Y, sin embargo, nosotros a continuación queremos hacer un juicio crítico que esté más allá de las posturas extremas antes mencionadas.

Trataremos de exponer las ideas que sustenta Dughin, indicando, cuando lo estimemos procedente, nuestra opinión.

1.- Tesis Geopolítica.

Uno de los puntos centrales de los escritos de este pensador ruso es la geopolítica. En él converge una tradición que va desde Halford McKinder, pasando por el misterioso Karl Haushofer, hasta Parvulesco, su amigo francés.

La importancia dada por Dughin a la política de los grandes espacios, el enfrentamiento entre dos postulados cosmovisionales como son el atlantismo y el eurasismo, el destino de Alemania y Rusia, se fundamenta en la búsqueda del sentido de una lucha que posee enlaces invisibles y en la cual no sólo actúan los hombres sino - si se nos permite la expresión - los mismos dioses. Es decir, el combate se entiende entre ideas-fuerzas más que entre personalidades. Los hombres sólo representan los cuerpos o puntos espaciales en que se manifiesta la violencia histórica.

2.- Política Hermética.

Para Alexander Dughin como para Pauwels, Bergier, Serrano, Robin, Evola, Angebert, y tantos otros, existen ocultas conexiones entre política moderna y espiritualidad. Bastante se ha escrito de los Iluminados de Baviera, la Orden de Thule, la Masonería. Dughin señala nuevos paradigmas. Nos habla de la geopolítica movida por sectas que se enfrentan a muerte; del cosmismo ruso; y otras fuerzas vehiculadas por grupos reducidos, que trabajan desde la sombra.

Ha sido materia de fuertes críticas la idea de Dughin según la cual el comunismo sería una especie de "Vía de la Mano Izquierda", la cual encuentra una expresión en el mundo tradicional en corrientes como el Tantrismo. Es éste repetimos, uno de los puntos más controvertidos en Dughin, toda vez que en sus textos se aprecia una valoración de este camino. Hemos visto en Internet en la Home Page de un sitio nacional-bolchevique, como si se tratare de una reivindicación, una fotografía del satanista Aleister Crowley, por quien el ruso ha manifestado gran interés. No podemos omitir que disentimos de esta nebulosa espiritual, la que sólo conduce a equívocos a quienes no estén al tanto de la dicotomía "espiritualidad tradicional - seudoespiritualidad" , expresada tan claramente por Guénon. Por otra parte, si Dughin pretende defender la Tradición, ¿por qué no se dedica exclusivamente a la exposición seria y meditada del Cristianismo Ortodoxo - el cual sí posee hasta hoy la transmisión y los ritos propios de un camino tradicional-; en vez de buscar la Luz en uno de los terrenos más inestables de la "espiritualidad", como lo es el ocultismo?

3.- Revolución Conservadora.

El escritor ruso rescata el mensaje de aquel disímil grupo que Armin Mohler en su tesis doctoral denominó "Revolución Conservadora", y a la que habrían adherido pensadores de la talla de Thomas Mann, los tres Ernst (Niekish, Jünger, Salomon), Carl Schmitt, Oswald Spengler, los hermanos Strasser, entre otros.

La filosofía de esta agrupación se caracterizaría por un evidente culto a la guerra, el haber bebido en fuentes nietzscheanas, su oposición al Nacional-Socialismo, un acento izquierdista - lo cual , debemos decir, no se da en el politólogo católico Schmitt - que sin embargo es capaz de rescatar la Nación como entidad y bandera de lucha.

Los miembros de esta corriente serán focos de atracción para Dughin, como lo han sido para el movimiento cultural llamado Nueva Derecha.

4.- Espiritualidad Tradicional.

Dughin editará durante los años del marxismo en formato de samizdat, textos de los autores tradicionalistas René Guénon y Julius Evola. Señalará que tanto en la Iglesia Ortodoxa como en el Islam hay dos fuerzas vivas de la Tradición en Rusia y en los países eslavos. Será por tanto crítico del neo-espiritualismo y de ese fenómeno extraordinariamente anti-tradicional y subversivo que es la New-Age. Sin embargo, y como ya hemos indicado, existen aspectos en sus postulados que nos parecen rotundamente cuestionables; por ejemplo su valoración hacia aspectos de la magia ocultista y oscurantista de Crowley.

5.- Convergencia de los Extremos.

Alexander Dughin se definirá Nacional-Bolchevique. Por tanto su pretensión es la unión táctica de las huestes nacionalistas y comunistas. Y así unirá el radicalismo alemán con el bolchevismo ruso. Digamos por nuestra parte que esta doctrina aunque descabellada, sin embargo no es novedosa, y, que por el contrario, se ha presentado como un muro defendido por varios pensadores. Es lo que se ha denominado "alianza pardo-roja", que sedujo a algunos autores de la "Revolución-Conservadora", y en años más recientes a Giorgio Freda, autor del texto La desintegración del sistema y creador de un curioso movimiento llamado nazi-maoista.

Tal postura, según los nacional-bolcheviques, se justifica en el hecho que los únicos adversarios al sistema capitalista han sido y son la extrema derecha y la extrema izquierda.

Como anécdota digamos que Julius Evola criticó estas posturas, las cuales se presentaron muy fuertes y radicales en Italia, durante la década de los 60 y 70, llevando incluso a la cárcel a varios de los militantes de esta corriente, quienes creyeron que no había otra vía factible que la violencia. El rescate por este grupo de figuras como el Che Guevara, Mussolini, Mao Tse-Tung o el mismo Evola (¡quien jamás en sus textos o conversaciones aprobaría un actuar semejante!), fue una de las características en Italia de esta doctrina demasiado ambigua y peligrosa.

6.- Nuevas Estrategias.

No sólo la erudición del director de Arctogaia ha llamado la atención de los europeos. También lo ha hecho su carácter de polemista. Para él han de utilizarse nuevas estrategias y tácticas. La guerra actual exige nuevos medios, y no deben quedar de lado la televisión, la radio, el periódico, la revista, Internet. En todos ellos, Dughin ha lanzado sus venenosos dardos, sembrando la conmoción en los medios intelectuales.

Pero no sólo basta utilizar nuevas herramientas, se extrae de su actuar. Debe usarse una nueva semántica. La revolución no es otra cosa que la imposición de nuevos parámetros conceptuales. Así, un lenguaje que utilice palabras supuestamente antagónicas despertará la atención. Utilizar términos como revolución-conservadora, socialismo-nacional, unión entre extrema derecha y extrema izquierda, es fuertemente polémico. He aquí que hallamos un riesgo de la operativa de Dughin: al querer abarcar mucho - al ser extensivo- ha caído en contradicciones.

 

Hemos intentado mostrar en una síntesis - que sabemos es demasiado apretada - las principales ideas que mueven a este intelectual del activismo más radical. Esperamos sea de utilidad nuestro trabajo para aquellos que busquen otros caminos en los tristes mares de la política actual.

Digamos, para finalizar, que uno podrá estar de acuerdo o en oposición respecto de las teorías del pensador ruso. Sin embargo, ¿alguien podría ser indiferente a sus postulados? Creemos que no, y hay allí un mérito no menor imputable a este geopolítico de la metafísica.

 

BIBLIOGRAFÍA CONSULTADA

1.- INTERNET

Podemos decir que hemos revisado la casi totalidad de las páginas difusoras del pensamiento de Dughin en Internet; recomendamos especialmente la web Arctogaia (http://www.arctogaia.com/) que posee mucho material de utilidad. Ver además el sitio cuya URL es http://resist.gothic.ru/ donde se encuentran, entre otros artículos de Dughin, "We are going to cure you with poison (An essay on the serpent)" (http://resist.gothic.ru/english/serpent.html) y el breve texto "Axe is the name of mine (Dostoyevskiy and the metaphysics of St. Petersburg)" (http://resist.gothic.ru/english/axe.html).

Aunque aun son pocos los textos de Dughin traducidos al castellano disponibles en Internet, pueden hallarse tres o cuatro. Uno de ellos es "La dinámica ideológica en Rusia y los cambios del curso de su política exterior" (http://www.geocities.com/CapitolHill/6824/felix.htm)

Finalmente, otro sitio Nacional-Bolchevique que ha de ser visitado es Synergeon (http://www.nationalbolshevik.com/synergon/directory.html)

2.- REVISTAS

1.- Ghio, Marcos. El Quinto Estado: Una réplica a Alexander Dugin. En "El Fortín", N° 12, 3a. Época, Buenos Aires, pág. 4-6. Se trata de una excelente formulación de críticas hechas por el director del Centro de Estudios Evolianos al político ruso.

2.- Autor desconocido. La verdadera Rusia. Alexsandr Dughin, un "tradicionalista metafísico" en la URSS de Gorbachov. En "Ciudad de los Césares" N° 19, Julio-Agosto de 1991. Santiago de Chile, pág- 5-7. Es una entrevista realizada por la revista "Orion", N° 73, Enero-Febrero de 1991, Bruselas, y que la publicación chilena tradujo agregándole una útil introducción. En ese mismo número de "Ciudad de los Césares", se encuentra un trabajo relacionado con el Nacional-Bolchevismo, cuyo autor es José Cuadrado Costa, e intitulado Ernst Niekisch y el Nacional-Bolchevismo.

3.- Aleksandr Duguin. Cosmismo y comunismo. Conspiración ideológica en Rusia. En "Ciudad de los Césares" N° 39, Mayo-Julio de 1995. Santiago de Chile, pág. 17-22.

4.- Andrade, Gustavo. ¿Nacional-Comunismo o alianza pardo roja? En "Ciudad de los Césares" N° 32, Noviembre-Febrero de 1994. Santiago de Chile, pág. 3-5.

5.- Andrade, Gustavo. Por una geopolítica (hispano) americana. A propósito de la perspectiva geopolítica eurasiática En "Ciudad de los Césares" N° 27, Noviembre-Diciembre de 1992. Santiago de Chile, pág. 3-6. Se presentan en este trabajo las ideas expuestas en una reunión celebrada en Rusia y a la que asistieron autores como Dughin, Steuckers, Baburin, Benoist, entre otros.

 

Además se ha consultado la bibliografía completa de "Ciudad de los Césares" - donde pueden encontrarse muchos textos o reseñas referentes al Nacional-Bolchevismo- y los textos "políticos" de Julius Evola, especialmente "Cabalgar el tigre" (Ediciones Nuevo Arte Thor, Barcelona, 1987).

 

  ©Sergio Fritz Roa

(Santiago de Chile, Febrero de 2002)

E-mail: sergio_fritz@yahoo.com

URL de esta página: http://www.angelfire.com/zine/BLH/nueve1.html

VOLVER AL INDICE

HOME PAGE