Site hosted by Angelfire.com: Build your free website today!

RUTA RÍO SONORA



La Ruta del Río Sonora, se le llama al camino que viaja paralelo al río Sonora pasando por una sucesión de pueblos asentados en su ribera. (Ures, Baviácora, Aconchi, San Felipe de Jesús, Huépac, Banámichi y Arizpe). Es precisamente en este valle, donde "Xonotl" se convirtió en Sonora y es también entre sus primeros pobladores, en donde los misioneros españoles enseñaron a venerar a Nuestra Señora que según otros historiadores, también da nombre al estado al decir de los indios "sonora" en vez de "señora". La región estuvo poblada por tribus indígenas, luego se encuentran descripciones posteriores en tiempos de la conquista y la Colonia. Los más importantes benefactores del origen de estos pueblos, además de los indios ópatas, fueron los españoles y los misioneros que fundaron pueblos desde donde abastecían a otros pueblos y a fundos mineros. Ahí enseñaron a los aborígenes a cultivar la tierra y a domesticar y criar animales haciendo la primera ganadería. De Hermosillo el camino va al Noreste rumbo a Ures, la puerta de entrada a la ruta, de ahí la ruta sigue a Baviácora para luego ir por Aconchi y otros pueblitos a Huépac, Banámichi, Sinoquipe, Arizpe. Los atractivos turísticos de esta ruta son variados pero en general todos reflejan esos valores auténticos que identifican a los sonorenses. Cultura campirana llena de historias y anécdotas de indios, respeto y orden en todos los aspectos religiosos, relación cordial de todos los pobladores y sencillez son distintivos de los pobladores de toda la región. Ranchos, rodeos, carreras de caballos, bailes en la plaza, cabalgatas, serenatas, peregrinaciones y velaciones son temas de fiesta. El santo patrono es otro motivo de celebración en cada lugar en diferente fecha. Pero además, las arriadas y las corridas, las cosechas de chile, cacahuate y ajo, la vendimia de caña, el pan recién hecho, las pepenas de chiltepines, las tortillas de harina, la ordeña, los jamoncillos y otras muchas artes, son actividades de rutina que en cada pueblo tienen temporada, que siendo parte de sus actividades productivas dan a los paseantes otro motivo de espectáculo y recreación. La Ruta del Río de Sonora, ofrece paisajes bellos todo el año. Tiene algunas hospederías, restaurantes y tiendas donde el visitante se puede proveer de lo necesario. Hay gasolineras, boticas, abarrotes y atención básica de primeros auxilios. Autobuses de pasajeros recorren la ruta con frecuencia en el mismo día y el tránsito carretero es seguro a toda hora, con las debidas precauciones. Disfrute su viaje pueblo por pueblo.







Regresar a la página principal