Site hosted by Angelfire.com: Build your free website today!
Biografía extendida
El cruel seductor, ídolo tras la muerte
Biografía extendida
El estallido de la crisis agraria
El caso Shajty, el triunfo de la OGPU
Ignatiev, Semión

Semión Ignatiev

Datos del "Diccionario Enciclopédico del Espionaje"de Pastor Petit. Editorial Complutense

Semión Denisovich Igaratiev. Este fué el director del KGB(entonces MGB) en los años 1951-53. Provenía de las altas esferas del Comité Central. Acaso su principal misión fuera eliminar la presencia judía, y a fe de su purga se hizo sentir en todos partes, empezando por la propia "nomenklatura", llegando al límite de sadismo en 1952. Y de esta forma en primavera de 1953 ya no quedaba ni un sólo nombre judío dentro de la inteligencia soviética. Pravda se unió a la depuración contra -dijo- "los monstruos y asesinos (que) pisotean la sagrada bandera de la ciencia, ocultándose detrás de la honrosa y noble denominación de médicos y hombres instruidos". Esos monstruos eran agentes -proseguía el periódico moscovita en I. 1953- "de una corrupta organización judeoburguesa nacionalista". Igatiev fué un inspirador verdugo.
Rojo de ira, Stalin exigió de Igatiev que "encadenara y apaleara a toda esa gente para convertirles en pulpa y los moliese hasta reducirles en polvo". A lo que Krushev diría años más tarde: "No resultó sorprendente que casi todos los médicos confesaran sus crímenes". ¿Podía haber sido Vorochilov un espía del MI-6 y Molotov un confidente de la CIA? Tal sospechaba Stalin, sin embargo.

Tras la muerte de Stalin (5.XII.1953), Beria despidió a Igatiev, para ocupar brevemente su puesto, de marzo a junio de 1953, siendo luego arrestado y ejecutado en 23.XII.1953. El período, pues, de Ignatiev correspondió a la última purga estaliniana, esta vez contra los judíos, y desbordado por su propia paranoia. A diferencia de sus predecesores, Igaratiev salvó la vida.


 



Creo que uno de los que desaparecieron en esa purga fué el padre de Yevguieni Primakov
Ignatiev siempre fué fiel a Jrushov, pero quien realmente manejaba el asunto era su vicedirector, Ryumin, un torturador nato. Cuando murió Stalin, Beria mandó detener a Ryumin y mostró las máquinas de tortura del exvicedirector antes de destruirlas como muestra de lo que no se debe hacer
Eso de de una corrupta organización judeoburguesa nacionalista, me resulta conocido a otra ideología...