Site hosted by Angelfire.com: Build your free website today!
"LAS TIPOLOGÍAS PSICOLOGICAS"

TIPOLOGÍA DE HEYMANS-WIERSMA

El objeto de estudio de estos investigadores holandeses consistía en "encontrar, entre la gran diversidad de características psicológicas que distinguen a los hombres, grupos de rasgos que revelan lazos entre ellos a fin de establecer así determinadas categorías psicológicas adecuadas entre los hombres". Tras encuestar a 3.000 personas y llevar a cabo un cálculo estadístico con los datos obtenidos, determinaron tres dimensiones o rasgos básicos: emotividad-no emotividad, actividad-no actividad y primariedad-secundariedad.

La primera de ellas se define de acuerdo con la frecuencia e intensidad de las reacciones emocionales en relación a la gravedad de las situaciones que las causan.

La dimensión actividad-no actividad se define en función de la multiplicidad y de la energía de las actividades desarrolladas.

Por último, la dimensión primariedad-secundariedad se define en relación a la resonancia o duración de las reacciones emocionales. Los sujetos primarios son aquellos que reaccionan rápidamente a los acontecimientos, pero lo hacen de modo superficial, y están pronto dispuestos a la recepción de nuevos eventos. Por lo contrario, los individuos secundarios tardan mucho más en reaccionar, pues en ellos el estimulo persiste por largo tiempo e influye en sus actividades mentales aun después de haber desaparecido la causa inicial.

A partir de estas tres dimensiones resulta posible clasificar a los individuos según pertenezcan a uno u otro polo de cada una de ellas. Mediante la combinación de las tres dimensiones se obtienen ocho temperamentos o tipos fundamentales que detallamos en el cuadro (FIG.7).

Cada rasgo se representa con su inicial. La palabra "NO" ante una inicial significa que el sujeto está por debajo de la de la media en ese rasgo determinado. Así, EnAS equivale a "emotivo, no activo, secundario".

SIGUIENTE