Site hosted by Angelfire.com: Build your free website today!
Himno Nacional de Chile

Himno Nacional de Chile

 

          CHILE                  


HIMNO  NACIONAL DE LA REPÚBLICA DE CHILE


Música: Ramón Carnicer
Letra:    Eusebio Lillo     

Coro

          Dulce patria recibe los votos
          con que Chile en tus aras juró
          que o la tumba serás de los libres,
          o el asilo contra la opresión.

I

          Ha cesado la lucha sangrienta,
            ya es hermano el que ayer invasor;
          de tres siglos lavamos la afrenta
            combatiendo en el campo de honor;
          el que ayer doblegábase esclavo,
          libre al fin y triunfante se ve;
          libertad es la herencia del bravo,
          la victoria se humilla a su pie.

II

          Alza, Chile, sin mancha la frente;
          conquistaste tu nombre en la lid:
          siempre noble, constante, valiente
          te encontraron los hijos del Cid.
          Que tus libres tranquilos coronen
          a las artes, la industria y la paz;
          y de triunfos cantares entonen
          que amedrenten al déspota audaz.

 

III

          Vuestros nombres, valientes soldados,
          que habéis sido de Chile el sostén,
          nuestros pechos los llevan grabados,
          lo sabrán nuestros hijos también.
          Sean ellos el grito de muerte
          que lancemos marchando a lidiar,
          y sonando en la boca del fuerte,
          hagan siempre al tirano temblar.

IV

          Si pretende el cañón extranjero
          nuestros pueblos osado invadir,
          desnudemos al punto el acero
          y sepamos vencer o morir.
          Con su sangre el altivo Araucano,
          nos legó por herencia el valor;
          y no tiemble la espada en la mano
          defendiendo de Chile el honor.

 

V

          Puro, Chile, es tu cielo, azulado,
          puras brisas te cruzan también,
          y tu campo de flores bordado
          es la copia feliz del Edén.
          Majestuosa es la blanca montaña
          que te dio por baluarte el Señor,
          y ese mar que tranquilo te baña
          te promete futuro esplendor.

 

VI

          Esas galas, oh Patria, esas flores
          que tapizan tu suelo feraz,
          no las pisen jamás invasores;
          con su sombra las cubra la paz.
          Nuestros pechos serán tu baluarte,
          con tu nombre sabremos vencer,
          o tu noble, glorioso Estandarte,
          nos verá combatiendo caer.



BREVE HISTORIA DEL HIMNO NACIONAL DE CHILE

     El autor de la letra de nuestro Himno Nacional es el poeta chileno Eusebio Lillo (1827-1910); el "Coro" pertenece a Bernardo de Vera y Pintado, literato argentino nacido en Santa Fe, Argentina, en 1780 y radicado en Chile desde 1799 hasta su muerte, en 1827, y la música pertenece al compositor catalán Ramón Carnicer (1789-1855).
     El primer Himno Nacional de Chile se debe a la iniciativa del Director Supremo don Bernardo O'Higgins, quien, en 1818, encargó al poeta argentino Bernardo de Vera y Pintado la composición de un himno patriótico que tradujera los sentimientos del pueblo chileno, que predominaban en la época.
     Vera y pintado cumplió con el encargo del Director Supremo y creó un himno que reflejó exactamente el sentimiento anti-español. Aceptado el himno, se cantó al principio con la música del Himno Nacional de Argentina, y posteriormente con la de una canción española del tiempo de la invasión napoleónica. Más tarde, el músico chileno Manuel Robles (1780-1837) escribió una música original y propia para nuestro Himno Nacional, con la cual se interpretó por primera vez en 1820 y hasta 1828, año en que el Gobierno, haciéndose cargo de las críticas que se formulaban a la música de Manuel Robles, encargó a don Ramón Carnicer, maestro de fama en Europa como compositor y director de orquesta, una nueva música.
     Esta canción, con la letra de Vera y Pintado, se cantó hasta 1847, fecha en que la colectividad española solicitó que se cambiaran los versos ultrajantes para la dignidad de la Madre Patria, y que no correspondían al espíritu de concordia y amistad que existía entre Chile y España, sobre todo desde el momento en que este país había reconocido nuestra Independencia en 1844.
     En 1847, por encargo del Presidente don Manuel Bulnes, el joven poeta chileno, Eusebio Lillo, redactó la letra definitiva de nuestro Himno Nacional, conservando el coro de la que había compuesto Bernardo de Vera y Pintado y la música de Ramón Carnicer.


Email: ulyses@mail.com