Site hosted by Angelfire.com: Build your free website today!

Enfermedades

 

Los gatos padecen distintas enfermedades, algunas de las cuales pueden transmitirse al ser humano. Es importante conocerlas para prevenir su desarrollo y así cuidar nuestra salud y la de nuestro mejor amigo. Algunas de ellas son las siguientes:

Leucemia felina: es una de las enfermedades neoplásicas más diagnosticadas en el gato. Su presentación es variable y depende de los órganos afectados por los tumores.

Parásitos externos: los más conocidos son las garrapatas y las pulgas. Se alimentan de la sangre del gato, al cual debilitan y pueden transmitirle algunas enfermedades. Se combaten con productos específicos, como son por ejemplo las piretrinas

Parásitos gastrointestinales: englobamos en este concepto a las parasitosis internas, como aquellas producidas por Toxocara felis. Provocan en general diarreas, anemia y enflaquecimiento. Para evitar este problema los animales deben ser desparasitados periódicamente.

Panleucopenia felina: es una enfermedad viral altamente contagiosa y de mortalidad elevada, que provoca fiebre, deshidratación, enteritis y leucopenia, entre otros sintomas.

Rabia: es una enfermedad viral muy peligrosa. El animal enfermo puede, al morder, infectar al hombre u otros animales. La afección tiene un desenlace irremediablemente fatal, razón por la cual es fundamental prevenir la enfermedad vacunando a los animales.

Rinotraqueítis infecciosa: es una enfermedad viral que afecta las vías respiratorias del gato.

Sarna: es una enfermedad parasitaria producida por el llamado “ácaro de la sarna”. Produce intenso picazón en áreas determinadas y es muy contagiosa.

Tiña: se trata de lesiones cutáneas benignas producidas por unos hongos llamados “dermatofitos”. Se presenta en forma de zonas alopésicas (sin pelo) de forma circular que se denominan "canchas”.