Site hosted by Angelfire.com: Build your free website today!







LaWebDeMisiones@hotmail.com
 
Google



ECOLOGIA
. Pagina 2





Volver al índice

Ecologistas



Bertoni, Moisés


Naturalista. Biólogo. Investigador. Meteorólogo.

Moisés Bertoni fue el primer naturalista en Misiones. Llegó a Santa Ana en 1884 y luego vivió en Puerto Bertoni (Paraguay). De origen suizo, se lo recuerda en la región como el Sabio por su ánimo científico, difusor de los conocimientos aborígenes, consejero agrícola, meteorólogo. Estudió botánica, pero fue también antropólogo, cartógrafo. Apostó y difundió la producción agrícola ligada a la investigación científica y a los métodos utilizados por los guaraníes. Vivió entre los años 1857 y 1929.
Su obra mas recordada es el calendario de lluvias muy popular hasta hoy.
También fue el descubridor del Ka´a-he´é o hierba dulce y el realizador del primer mapa completo del Paraguay.

Volver al índice

Bregagnolo, Raúl Orlando


Fotógrafo. Ecologista.

Raúl Orlando (Rulo) Bregagnolo nació en Aristóbulo del Valle, Misiones, en octubre de 1966. Desde 1990 se dedica a la fotografía participando de cursos libres y concursos varios.
Sus trabajos han sido expuestos en distintas muestras de fotografías y ha recibido numerosas menciones y premios.
A lo largo de su carrera sus fotografías han ilustrado varios folletos turísticos, libros y publicaciones, entre las que se encuentra la revista "Noticias" de tirada nacional.
Sus inquietudes ecológicas lo han llevado a participar de cruzadas y campañas a favor de la conservación del medio ambiente y fue fundador del Grupo Ecologista "Cuña Pirú".
A través de esas actividades ha participado en foros, conferencias y encuentros en muchos de los cuales ha sido disertante.
También incursiona en el área de turismo ecológico y en ese marco se desempeña como Asesor en temas Ambientales de la Comisión Promotora Municipal de Turismo de Aristóbulo del Valle.

Publicaciones
Ha publicado numerosos artículos en diferentes periódicos de la provincia de Misiones: "El Territorio", "Primera Edición", "La voz del Interior", "Norte" (Resistencia. Chaco). Publicación Mensual "El Montaraz" Columnista. Artículo en la Revista Mensual "El Ambientalista". Santa Fe. En la Antología Poética "Primer Certamen de Poesías 3er. Aniversario FM Cuña Pirú". En Revista Magazin Semanal - Año 6, Nº 366. En la Antología del "1er. Encuentro de Escritores en Aristóbulo del Valle".

Volver al índice

Chébez, Juan Carlos


Ecologista

Propuso a nivel regional la creación del corredor verde. Nació en 1962 en Buenos Aires. Cuando tenía 13 años fundó la Asociación pro Conservación de la Naturaleza. Integró la Fundación Vida Silvestre entre 1982 y 1988, y en éstos últimos años fue parte en la agrupación Misioneros Ecologistas. Fue asesor del entonces subsecretario de Ecología, Luis Honorio Rolón, con quien impulsó la creación del parque Urugua-í.
En 1990 se incorporó a la Administración de Parques Nacionales. Desde 1994 vive en Puerto Iguazú y se desempeña en la Delegación Regional del Nordeste, dependiente de la primera. Es asesor honorario del Ministerio de Ecología, titular de Aves Argentinas, de la Asociación Ornitológica del Plata.

Volver al índice

Gioi, Andrés Gaspar


Naturalista, taxidermista, ecologista.

Andrés Gaspar Gioi fue un reconocido naturalista, taxidermista e investigador de la cuenca del arroyo Urugua-í.
Llegó a Misiones entre 1947 y 1950 para realizar trabajos para Museo Argentino de Ciencias Naturales.
Es autor del libro "Vida de un naturalista en Misiones". Vivió aquí sus últimos meses y donde fue enterrado, en un paraje cercano al acceso de la localidad de Puerto Esperanza, en el departamento Iguazú.
Ese predio fue declarado Paisaje Natural Protegido por la Provincia, como reconocimiento a su trabajo, dedicación y amor por estas tierras.

Volver al índice

Rinas, Miguel Angel


Ecologista. Conservacionista.

Es veterinario, egresado de la Universidad Nacional del Nordeste y tiene una larga trayectoria como especialista en fauna silvestre, para lo que ha realizado numerosos cursos y visitado centros especializados de Argentina y países vecinos.
Oriundo de la ciudad de Corrientes, dedica su vida a la ecología y conservación de la fauna y ha desempeñado cargos directivos en el Ministerio de Ecología y Recursos Naturales de la Provincia de Misiones, donde trabaja actualmente.
Es autor de mucha de la legislación vigente en cuanto a protección de fauna silvestre misionera y como docente se ha desempeñado en la Facultad de Ciencias Exactas, Químicas y Naturales de la Universidad Nacional de Misiones.
Ha integrado numerosas comisiones técnicas y se ha desempeñado como representante del Ministerio de Ecología y RNR en eventos provinciales, nacionales e internacionales para tratamiento de los temas sobre Fauna Terrestre y Acuática.
También se desempeñó como Sub-Director Técnico y Coordinador para el desarrollo del Plan de Relevamiento Faunístico y Florístico de la Cuenca del Urugua-í y estudios de fauna y flora en el área de influencia de la represa Yacyretá.
Su extenso curriculum incluye su presencia en simposios y congresos en el país y el extranjero, así como una larga lista de publicaciones, a las que se suma la presente edición.

Volver al índice

Ríos, Roman Carlos


Ecologista. Ingeniero forestal.

Román Ríos es profesor de Botánica y Técnicas de Manejo de Vida Silvestre y Diversidad animal en la Carrera de Técnico Universitario Guardaparque dependiente de la Facultad de Ciencias Forestales de la Unam y del Consejo Provincial de Educación de Misiones.
Fue consultor técnico ambiental en la elaboración del Plan de Manejo del Parque Provincial Cruce Caballero y dirigió estudios de estructura y composición florística del Parque Municipal Saltos Küpper de Eldorado y el diagnóstico para la creación de la Reserva Privada Virgen de Patycuá.
Entre los estudios de especialización que realizó se encuentran los cursos de posgrado en Dendrología tropical dictado por el Dr. Gimenez Saa de Costa Rica, de Dinámica forestal ofrecido por el Dr. Héctor Grau en el Laboratorio de Investigaciones Ecológicas de las Yungas dependiente de la Universidad Nacional de Tucumán, de Biología de la Conservación dictado por el Dr. Savaleta del CONICET, en Formulación de Proyectos dictado por el Dr. Roberto Vides Almonacid en el Centro de Zoología Aplicada de Córdoba, de Ecología geográfica dictado por el Dr. Monjeau del CONICET.
En estos momentos está llevando a cabo el estudio de la flora arbórea de la Reserva Natural Estricta San Antonio de la Administración de Parques Nacionales y realizó el inventario preliminar de especies arbóreas de la Reserva Privada Yaguarundí.
También ha sido aceptado como participante al 3º Curso de Biología de Conservación en el Instituto de Pesquisas Ecológicas de Sao Paulo Brasil que cuenta con el apoyo del Smithsonian Institution y de la Fundación Mc Arthur ambas de Estados Unidos a realizarse en el mes de noviembre del 2.000.

Volver al índice

Rolón, Luís Honorio


Escritor. Ecologista. Médico.

Luis Honorio Rolón nació en Puerto Iguazú en 1945 y fue uno de los símbolos del conservacionismo misionero.
Junto a Moisés Bertoni, Alberto Roth y Andrés Giai, conforman un selecto grupo de precursores que enviaron las más importantes señales de alerta sobre la degradación, cada vez más vertiginosa, de los ambientes naturales de Misiones y de la región circundante.
A Dr. Luis Honorio Rolón se lo recordará siempre por haber impulsado con ardor y valentía la estrategia de Areas Naturales Protegidas de Misiones, la que se originó durante su gestión como Subsecretario de Ecología de la Provincia de Misiones a los primeros Parques Provinciales estructurados como conjunto, como parte de un todo, como eslabones de una gran cadena que deben conformar una unidad de cobije a los distintos ambientes naturales de Misiones y la región.
Era consiente que la naturaleza no actúa de acuerdo a divisiones políticas, y el hombre, sumergido en medio de ella, debe actuar en armonía con sus leyes y reconocer su dependencia de este gran orden natural.
Luis Honorio Rolón era médico y su origen guaraní lo convirtió no sólo en un defensor de la naturaleza, sino también de su raza, que ve su hábitat tan drásticamente modificado.
Por ello, tenía la convicción de que el camino a seguir no era otro que el del crecimiento en armonía con la naturaleza.
Por ello el Ministerio de Ecología y Recursos Naturales Renovables otorgó a su Centro Cultural Ecológico el nombre de "Dr. Luis Honorio Rolón" en su homenaje y reconociendo de ese modo los beneficios de su legado para la preservación del medio ambiente.
En Iguazú creó la escuela bilingüe Fortín Mbororé. Fue asesor del Parque Iguazú y co-fundador de la agrupación "Misioneros ecologistas". Falleció en 1992.

Obra Editada
"Santa María del Iguazú", 1988. "Parque Provincial Urugua-í", (en colaboración), 1989. "El canto sagrado", 1993.
Obtuvo numerosas distinciones nacionales e internacionales por su vasto accionar.
"Rolón no fue un escritor, ni pretendió serlo. Tampoco pretendió ser un antropólogo ni un historiador. Fue un médico humanista y lleno de sueños como sus hermanos los mbyá, que no escatimó esfuerzos en defensa de la naturaleza, y también de los hijos genuinos de esa selva avasallada". (Adolfo Colombres. Prólogo a "El Canto Sagrado").

Volver al índice

Roth, Alberto


Ecologista.

Este conservacionista, ecologista y pionero de Santo Pipó, nació el 14 de en la ciudad de Basilea, Suiza, en 1901. Desde muy joven amó la naturaleza, lo que lo llevó a inclinarse por los estudios agrotécnicos, aún en contra del deseo familiar.
Así conoció al Ingeniero Konrado Von Meyenburg, inventor de la primera motocultivadora, con quien aprendió del arte de manejar el suelo y más tarde ingresó a la mejor escuela agrotécnica de Alemania.
Posteriormente viajó a Berlín, a la Escuela Experimental de la Firma Siemens, donde conoció a Don Silvio Gesell, fundador de la casa Gesell en Buenos Aires, que se encontraba transitoriamente en Alemania y de quien escuchó hablar por primera vez de la Argentina, del mate cocido y del naturalista Bertoni.
Esos relatos lo movilizaron a emigrar hacia aquí en 1924, y un año más tarde llegó a Misiones y se instaló definitivamente en Santo Pipó, donde comenzó a plantar yerba mate.

En Misiones
A los pocos años de vivir en Misiones montó un pequeño secadero para procesar su propia producción de Yerba Mate; mientras que en 193l, junto a otros colonos y vecinos construyeron el secadero más grande y moderno de la zona, que por 40 años funcionó como Cooperativa Agrícola de Santo Pipó.
En menos de un año de ser colono misionero, reconoció el problema de la erosión de los suelos y comprendió que ese era un problema clave para la zona, aún sin conocer la palabra "erosión".
Descubrió también, que el suelo rojo misionero tenía la tendencia de endurecerse en poco tiempo.
Comprendió que cuando el hombre usaba el arado para aflojar la tierra, ésta a pesar de aflojarse, se volvía más y más dura. Y que las aradas y aflojadas además contribuían al arrastre de la superficie. En 1938 hace el primer viaje a Europa con su joven familia.
Aprovecha esta oportunidad para visitar a sus viejos maestros, decide ocuparse más y más del suelo rojo de Misiones y sus problemas de erosión que tanto le preocupaban.
Hace un curso de racionalización personal con el Dr. Gustavo Grossmann y compra cientos de libros. A su regreso pone en práctica lo aprendido a través de experimentos y ensayos con cubiertas verdes, llegando a métodos nuevos, utilizando varias cubiertas verdes como defensas contra el arrastre de tierra, carpidas selectivas y abonos.
En 1946 propuso en Esperanza, Alto Paraná cubrir los suelos de yerbales poco productivos, con cáscara de tung, en contra de la opinión de técnicos y propietarios.
Pero pronto se conocieron los resultados positivos de esta técnica y ellos fueron confirmados por el científico norteamericano, padre mundial de la conservación de suelos Dr. Hugh Hammond Bennett, que lo reconoció públicamente en el año 1957 calificándolo como "El mejor conservacionista al Sud del Río Grande".
Recién entonces se empezó en Misiones a usar cáscara de tung antes despreciada por técnicos y colonos.
En 1946 comenzó a instar a los colonos a plantar árboles, consejo que, en ese momento, fue considerado como una locura.
En 1961 se concreta su viejo sueño de contar con una escuela agrotécnica: nació lo que es hoy el Instituto Línea Cuchilla, Escuela Agrotécnica Nro. 40 de Misiones. Alberto fue allí el primer profesor en Agricultura subtropical. Allí enseñando comprendió el problema de la ecología: preguntó a los alumnos: ¿qué pasará sí desmontamos a toda Misiones?
La conservación de los suelos, se convirtió en la conservación del medio ambiente y en la defensa de la ecología, en la cual ahora vivimos.

Ecologista
Durante sus enseñanzas agrotécnicas comprende que a la conservación del suelo que está predicando, se debe añadir la conservación del "Medio Ambiente", porque los grandes desbosques y arrases de selvas amenazan el equilibrio natural.
A partir de enero de 1978 escribe para "El Territorio", principal diario de Misiones, sus "Cartas Misioneras" con el título "Querida Misiones, la Hermosa".

Publicaciones
Publicó los siguientes libros: "Enseñanza Agrícola subtropical para la Provincia de Misiones";
"Yerba Mate"; "Lombrices"; "¡Sólo un mate Graciela!; "Cartas Misioneras"; "Misiones, Planeamiento Agrícola, Forestal y Ecológico para su futuro"; "Querida Misiones, hermosa" y "Naturaleza y hombre".
Entre los años 1962-1964 escribió los libros de Enseñanza agrícola suptropical para la Provincia de Misiones y actuó como primer profesor de agricultura subtropical en Línea Cuchilla, hoy Ruiz de Montoya

Premios y reconocimientos
Recibió los siguientes honores: en 1957 el primer Premio Hugh Hammond Bennett: una medalla de oro.
En 1958 otra medalla de oro de la Universidad del Noreste "Al Mérito Agrícola".
En 1979 la Primera "Orden de la Yerba Mate", por el Ministerio de Asuntos Agrarios de Misiones.
En 1980 la medalla de oro nacional "San Isidro Labrador", por la Secretaría de Agricultura de la Nación.
En 1981 es llamado por la Universidad de Santo Domingo y es declarado "Gran protector de la naturaleza", válido para toda indoamérica.
En 1983 la medalla Nacional MEDAN-Defensa del Medio Ambiente.
Alberto Roth falleció en 1985.

Volver al índice

Areas naturales protegidas



¿Qué son?


¿A qué se llama red de Áreas Naturales Protegidas?
Se denomina así a la amplia superficie de Selva Paranaense y Zona de los campos protegida bajo la Ley 2932 de Áreas Naturales Protegidas, que establece distintas figuras de protección como ser:
Parques Provinciales, Reservas o Refugios privados, Reservas de usos múltiples, Parques naturales, municipales, Reserva de Biosfera.
Actualmente Misiones cuenta con una superficie de 433.745 Ha. Protegidas, que aseguran las cuencas hídricas y la gran diversidad biológica.

Objetivos Generales
Los objetivos generales de conservación del Sistema Provincial de Areas Naturales Protegidas son:
a) Proteger muestras de la totalidad de los ambientes naturales y especies de la Provincia de Misiones, preservando su carácter de bancos genéticos, de reguladores ambientales y de fuentes de materias primas a perpetuidad.
b) Conservar en su lugar de origen los recursos genéticos
c) Proteger ecosistemas ambientales y hábitat terrestres y acuáticos que alberguen especies migratorias, endémicas, raras, amenazadas y de uso comercial
Selva Paranaense d) Proteger los ambientes que circundan las nacientes de cursos de . agua garantizando su subsistencia a perpetuidad
e) Mantener la diversidad biológica. genética y los procesos ecológicos y evolutivos naturales
f) Conservar el patrimonio natural, cultural, arqueológico y paleontológico.
g) Realizar investigaciones en Areas Naturales Protegidas tendientes a encontrar opciones de modelos y técnicas para el desarrollo sustentable.
h) Minimizar la erosión de suelos.
i) Mantener bajo manejo protectivo o recuperativo según corresponda, aquellos espacios que constituyen muestras de grandes ecosistemas terrestres o de ríos o arroyos de la provincia o paisajes y formas de relieve singulares o únicos. Tal acción tiende a asegurar la preservación de todo el material genético existente y la libre ocurrencia de los procesos dinámicos que se dan en la naturaleza, tales como la evolución biótica, edáfica y geomórfica, los flujos genéticos, los ciclos biogeoquímicos y las migraciones animales.
j) Proteger y brindar áreas naturales cercanas a los centros urbanos para que los habitantes disfruten de una recreación en convivencia con una naturaleza lo mejor conservada posible.
k) Preservar el paisaje natural.
I) Permitir el disfrute de la naturaleza a través de actividades de recreación y educativas.

Volver al índice

Ley de áreas naturales protegidas


Ley N° 3032
Modificatoria de la Ley Número 2932

Artículo 1: Modifícanse los Artículos 44 y 45 de la Ley número 2932, los que quedarán redactados de la siguiente manera:
Artículo 44: En el caso previsto en el artículo anterior y antes de promover el Juicio de Desalojo conforme las disposiciones legales en vigencia, la autoridad de aplicación procurará resolver la situación de los intrusos, de acuerdo a las siguientes normas:
a) En las Reservas de Uso Múltiple se promoverá la integración económica del poblador a las actividades de mantenimiento y desarrollo de las áreas protegidas, fomentando la creación y funcionamiento de cooperativas si ello resultare posible y aconsejable, en sustitución de sus actuales actividades deteriorantes del medio.
b) En las restantes categorías de Áreas Naturales Protegidas, previstas en el Artículo 5° de la presente Ley, se deberá reubicar al intruso en otra tierra de dominio privado fiscal, si fuere posible, con la intervención de la Dirección General de Tierras y Colonización.
En el caso previsto en el inciso a) de este artículo, la autoridad de aplicación establecerá las condiciones de la integración económica y, plazos para el ejercicio de la misma, las causales de su revocación y extinción, la posibilidad y modalidad de su transferencia a terceros por actos entre vivos y causa de muerte y todas las cláusulas que estime necesario.
Las soluciones previstas en los incisos a) y b) del presente artículo no serán de aplicación si el ingreso del intruso se produjo con posterioridad a la declaración de Área Natural Protegida, en cuyo caso corresponderá sin más trámite, lo previsto en el artículo siguiente. Artículo 45: En las Áreas Naturales Protegidas, la autoridad de aplicación labrará Acta e intimará al intruso para que en el término de cinco (5) días se retire del predio, sin perjuicio de la aplicación de los Artículo 58 y 62 de la presente Ley, y de las acciones penales, si correspondiere."

Artículo 2°: Comuníquese al Poder Ejecutivo.
Dada en la Sala de Sesiones de la Cámara de Representantes, en Posadas, a los quince días del mes de julio de mil novecientos noventa y tres.

Volver al índice

Parques municipales


Paisaje Protegido "Andrés Gioi"

Esta reserva, ubicada en el departamento de Iguazú cerca del acceso a la localidad de Puerto Esperanza. Es de carácter evocativo, ya que recuerda al naturalista y taxidermista Andrés Gaspar Gioi.
Fue creada por Ley Provincial N 3468 de 1997 y protege un sector de monte que rodea la tumba del investigador que, en Misiones, trabajo entre 1947 y 1950 analizando la cuenca del arroyo Urugua-í en nombre del Museo Argentino de Ciencias Naturales.
Autor del libro "Vida de un naturalista en Misiones" Gioi vivió sus últimos meses en esta provincia, donde pidió que sean enterrados sus restos.
Este parque recuerda su nombre como reconocimiento a sus trabajos.

Parque Natural Municipal "Lote C-Huerta Municipal"

Ubicado en el municipio de Puerto Esperanza, departamento Iguazú. Este parque municipal tiene una superficie de 84 Ha. y fue creado por Ordenanza Municipal Nro. 44 de 1995.

Parque Natural Municipal "Amado Bonpland"

Con solo 2 Ha. de superficie, este parque cubierto de selva y rodeado de áreas cultivadas es muy útil para realizar investigaciones sobre la supervivencia de ciertas especies en parcelas reducidas de selva.
Fue creado por la ordenanza municipal Nro. 013 de 1989 y está ubicado en el municipio de General Alvear, departamento de Oberá.

Parque Natural Municipal "Luis Rolón"

Este parque, que recuerda al fallecido médico y ecologista de origen guaraní, Luis Rolón, esta ubicado en el municipio de Iguazú.
Fue creado por la Ordenanza Municipal Nro. 27-20 de 1995/96.

Parque Natural Municipal "Paraje de los indios"

Creado por ordenanza municipal Nro. 013 de junio de 1989, este parque de 11 Ha. Está ubicado en el municipio de General Alvear, departamento de Oberá, en la unión de los arroyos Soberbio y Encantado en el lote 119.
En realidad, es un balneario rodeado de un ambiente selvático que cuenta con servicios básicos para turistas y paseantes.
La municipalidad de General Alvear fue la primer comuna misionera en establecer reservas naturales municipales. Lo hizo con este parque y el "Amado Bonpland", ubicado en la misma localidad.

Parque Natural Municipal "Salto Küpper"

El Parque Natural Municipal Salto Küpper está localizado en las cercanías del casco urbano de la ciudad de Eldorado, Misiones, a 2 km de la avenida San Martín a la altura del Km 1, hacia el norte.
Parque Natural Municipal Salto Küpper Se encuentra lindante al Río Paraná, se constituye en una de las Areas Naturales Protegidas a nivel provincial que conserva al ecosistema Selva Paranaense de rivera, la que está en una situación crítica creciente. Este parque tuvo su origen legal a través de la ordenanza Municipal 023/95 por medio de la cual el Consejo Deliberante de la Ciudad de Eldorado declara los lotes A, B y C de la subdivisión del lote 16, de la Fracción N como área natural protegida con una superficie de 64 ha.
Mediante la Disposición N° 02/95 de la Subsecretaría de Ecología del Ministerio de Ecología de la Provincia, el Parque Natural Municipal Salto Küpper ha sido incluido en el Registro de Areas Naturales Protegidas de la Provincia con el N° 37.
El gran valor del área está dado por el relieve muy quebrado cubierto en gran parte por Selva Paranaense conjugándose con el recorrido del Arroyo Patycuá el cual serpentea dentro del parque y tiene su desembocadura al Río Paraná fuera del mismo. La presencia de dos nacientes de agua de importante caudal dentro del predio agregan valor paisajístico al Parque.
El Parque Natural Municipal Salto Küpper ya cuenta con un relevamiento parcial de flora, un relevamiento parcial de aves, senderos de interpretación de la naturaleza, estos últimos como proyectos, ya que todavía no se han materializado.

Caracterización de la flora y fauna nativa y uso actual del suelo
La Selva Paranaense está representada por una fracción de aproximadamente 5 ha en condiciones casi inalteradas (virgen), acompañando al arroyo y constituyéndose en el ecosistema que rodea a los 2 grandes saltos de agua (4 metros de altura) que le dieron el nombre al parque.
En esta pequeña superficie se han podido observar 38 familias botánicas y 88 especies de árboles diferentes muchos de ellos de gran tamaño.
Se ha detectado la presencia de una especie arbórea nativa poco conocida en la región, pertenece a la Familia Ebenaceae, es del género Dyospyros, el mismo al que pertenece el Kaqui árbol frutal conocido en la región pero exótico de Misiones.
También se ha detectado la presencia de una especie de orquídea, aunque no endémica, muy exigente respecto a la calidad de hábitat.

Flora
La vegetación del parque presenta características muy particulares por estar en un área muy accidentada topográficamente y por gozar en algunas zonas, de tenores de humedad ambiental muy elevados, mayores a zonas aledañas y durante todo el año.
La cubierta vegetal arbórea del Parque Natural Municipal Saltos Kuppers pertenece al grupo de las selvas subtropicales humedas de sudamérica.
La superficie que alcanzaba esta selva, denominada Selva Paranaense (Cabrera y Willink, 1980), era de 1.000.000 de km2, actualmente existen aproximadamente el 10 % de aquella superficie, es decir unos 58.000 km2 en los tres países que abarca, Argentina, Brasil y Paraguay.
Según Cabrera y Willink la Provincia Paranaense perteneciente al Dominio Amazónico contiene la mayor complejidad ecológica y diversidad, superada únicamente por la selva amazónica.
Tal diversidad se caracteriza por la presencia de más de 2.000 especies de plantas vasculares y 1.000 de animales vertebrados para la selva misionera argentina (Rinas citado por Laclau,1994).
La Argentina conserva aún el 45 % de la superficie original, lo que la ubica mejor posicionada que Paraguay y Brasil con el 20 % y el 5 % respectivamente. Lo cual no es un mérito sino un llamado de alerta.
Para dimensionar las características de la selva del parque se puede comparar con el Parque Nacional Iguazú respecto a la densidad de árboles.

ÁreaDensidad: Nº Árboles/Ha
Parque Nacional Iguazú
Sendero Macuco448
Sendero Yacaratiá373
Parque Natural Municipal
Saltos Küpper482

Entre las principales especies arbóreas que encontramos podemos mencionar al Timbó (Enterolobium contortisiliquum), al Ivirá piré hú (Heliocarpus popayanensis), al Guatambú blanco (Balfourodendron riedelianum), la mora amarilla (Chlorophora tinctoria), el incienso (Myrocarpus frondosus), la espina de corona (Gleditsia amorphoides), el cedro (Cedrela fissilis), entre otras.
Respecto a otros grupos de vegetales, existen numerosas especies de Bromelias, de helechos, de orquídeas y de cactus. Lamentablemente hasta la actualidad no se han realizado inventarios de especies. Si se puede mencionar una especie de orquídea muy poco frecuente en la selva, pues exige condiciones ambientales especiales, se trata de Eurestyles wawra. Esta especie fue determinada por la profesora Rivera de la Universidad Nacional de La Plata. También se puede adelantar respecto a un relevamiento preliminar de líquenes los que fueron determinados en el Instituto de Botánica del Nordeste en 1999.
Aproximadamente 30 ha de terreno están cubiertas de bosque secundario, es decir, es una cubierta arbórea natural pero de composición menos rica que la selva. El potencial de recuperación de ésta área es muy bueno y permitirá reconstituir la Selva Paranaense del Parque aumentando su superficie actual.
El deterioro de la selva se produjo debido a la transformación del sistema de producción. Se paso de un uso equilibrado de los recursos, a la utilización intensiva, que se fue intensificando hasta llegar a los sistemas productivos actuales, caracterizados por la subutilización del recurso y por la gran dependencia de insumos externos.
La Ley de Areas Naturales Protegidas Nº 2932 tiende a lograr, con su cumplimiento, ordenar y regir sobre las áreas de especial interés para su conservación.
Una definición amplia de conservación implica el "cuidado y protección de los recursos naturales".
La definición aceptada por la reunión "Estrategia Mundial para la Conservación" PNUMA-WWF-FAO-UNESCO, 1980, dice que: "Conservación es la gestión de la utilización de la biósfera por el ser humano, de tal manera que produzca el mayor y sostenido beneficio para las generaciones actuales, pero que mantenga su potencialidad para satisfacer las necesidades y aspiraciones de las generaciones futuras"(Merenson, 1992).
La influencia del hombre en el área es de variada intensidad. Se han observado árboles talados para extraer miel de sus troncos y senderos de posibles cazadores. A nivel más general, hay grandes superficies de bosques secundarios, forestaciones de pino y cultivos anuales.
Históricamente fue un área de gran actividad productiva.
El área de la ribera del Río Paraná cuenta con la presencia de tacuarales que conforman un paisaje de gran valor, complementado por una naciente de agua. Esta área de ribera se constituye fundamentalmente en una de las pocas áreas de la provincia con este ecosistema de ribera de la Selva Paranaense con protección.

Fauna
Respecto a la fauna silvestre del Parque, se ha comprobado la presencia de coatí (Nasua nasua), osito lavador (Procyon cancrivorus), zorro (Cerdocyon thous), tortugas de agua, al menos una especie de felino pequeño, aves de varias especies como ser el tingazú (Piaya cayana), el surucuá (Trogon surrucura), el milano plomizo (Ictinia plumbea), el taguató común (Buteo magnirostris), la torcaza (Zenaida auriculata), la mosqueta parda (Lathrotriccus culeri), el tueré chico (Tityra inquisitor), entre otros, el listado preliminar de aves fue realizado por el estudiante de Lic. en Zoología Mario.
Ante lo expuesto, se considera al Parque como muy apto para las actividades de educación ambiental, investigación básica y aplicada, para el esparcimiento y la recreación.
Los beneficios que brinda el área en los aspectos educativos, científicos, de esparcimiento y turísticos en general son muy importantes.
Se mencionaron varios aspectos referentes a la problemática que afecta la continuidad de la integridad del Parque. Existe una hierba introducida de la Familia Commelinaceae que está invadiendo todo el terreno con selva, esta es una problemática que se deberá afrontar al aplicar un futuro plan de manejo.

Objetivos del Parque
En el mes de Agosto de 1997 se realizó un taller convocado por el Consejo Deliberante de la Ciudad de Eldorado para establecer los objetivos del Parque Natural Municipal Saltos Küpper. Fueron establecidos los siguientes objetivos:
* Brindar un espacio natural representativo de la Selva Paranaense para el desarrollo de actividades de educación ambiental.
* Conservar un ambiente particular de alto valor paisajístico. Saltos de agua, acantilados y Selva Paranaense.
* Brindar un lugar de monitoreo ambiental e investigación básica y aplicada.
* Conservar especies vegetales endémicas.
* Incorporar muestras del patrimonio cultural y arqueológico en áreas protegidas.
* Contribuir al desarrollo del ecoturismo.
* Brindar un espacio recreativo al aire libre.

El futuro
Uno de los aspectos sobresalientes del informe del taller para la formulación de los objetivos del Parque Küpper se puede considerar la propuesta de ampliación del área efectiva de conservación del parque.
Por el reconocimiento a campo y por las fotografías aéreas (convencionales) se detectó una importante superficie de selva lindante al Norte del parque y de propiedad privada.
Como resultado de reuniones con el propietario del predio mencionado el Sr. Denis Benjamín Roa y ante su total interés por sumarse a los esfuerzos de conservación de la Selva Paranaense, se concretó la inclusión de un área de aproximadamente 83 ha como Reserva privada de vida silvestre la que tiene sus características propias y que benefician al estado de conservación actual y futuro como también al desarrollo del Parque Natural Municipal Saltos Küpper pues se esta conservando un fragmento de 100 ha de selva y se esta asegurando la protección de la desembocadura del arroyo Patycuá.
Esta reserva se denomina "Reserva Privada de Vida Silvestre Virgen de Patycuá" y tiene características que benefician el estado de conservación del parque Küpper:
* El área continua de conservación con selva en aumento de 30 a 100 ha.
* La fauna tiene mayores posibilidades de permanecer en el área.
* Se atenúa el efecto isla del Parque Natural Municipal Saltos Küpper.
* Se conserva el arroyo patycuá hasta su desembocadura.
* La franja con Selva Paranaense del tipo marginal con bambúceas aumento de 500 a 1000 metros de longitud sobre el Río Paraná.
* Las ofertas para el turismo ecológico son más atractivas.
* Aumento la superficie de Selva protegida y por tanto la fuente de recursos naturales para la instalación del laboratorio y área experimental de plantas medicinales nativas proyectado en el parque Küpper el cual tendría carácter de centro regional y cuya incidencia sería provincial.
En la actualidad ambas áreas -el parque Küpper y la "Reserva Privada de Vida Silvestre Virgen de Patycuá" cuentan con un guardaparque vaqueano cuya contratación está a cargo de la municipalidad.
En el Parque Küpper se están realizando obras de infraestructura básica como ser sanitarios y senderos de acceso al arroyo.
Hay un proyecto de desarroyo de estas dos áreas protegidas lindantes que se está elaborando con el apoyo de un enviado de Alemania.

Reserva Natural Municipal "Yarará"

Ubicada en la municipalidad de Puerto Esperanza, departamento Iguazú. Esta área protege la cuenca del arroyo "Yarará" y fue creada en 1995 a través de la Ordenanza Municipal Nro. 24.

Volver al índice

Parques nacionales


Cataratas del Iguazú

Fueron avistadas por Álvar Nuñez Cabeza de Vaca en el año 1.541 mientras emprendía una alucinante travesía. Entonces las bautizó con el nombre de saltos de Santa María. Con el tiempo este nombre cayó en desuso prevaleciendo su nombre indígena, "Iguazú", que en lengua Guaraní significa "Agua Grande".
Siguiendo el curso del río, las cataratas distan a unos 22 Km. de su desembocadura en el río Paraná.
En la parte superior a los saltos el río viene formando meandros de ancho variable, presentando además varias islas pequeñas. A partir de la isla San Agustín (además de 1 Km de largo) el río se ensancha a unos 1.500 metros en su mayor parte, formando una amplia "U", que contiene la gran falla que da lugar a un abrupto desnivel en el terreno y, por ende, a las cataratas.
En su gran curva, una proliferación de escollos, islotes y alargadas islas fragmentan el río en numerosos brazos. Al llegar al barranco, cada uno de ellos da lugar a un salto, cuyo conjunto constituye el gran abanico de las Cataratas del Iguazú formado por 275 cascadas de diferentes alturas y volúmenes, algunas de inconmensurable belleza.
Entre los saltos más destacados se pueden citar, sobre el lado Argentino, el Salto Álvar Nuñez, ubicado en el circuito inferior del recorrido del parque; el salto Lanusse, también en el circuito inferior pero más abajo que el anterior; El Salto Dos Hermanas, Chico Alférez, Ramírez y Bossetti todos en el circuito superior del recorrido con un promedio de altura que va de los 40 a 60 metros.
El Salto Dos Hermanas cuenta con un piletón natural formado por la acción de las aguas, de unos 8 Metros de profundidad, habilitado para el chapuzón de los visitantes.
Cataratas del Iguazú El Chico Alférez y el Bossetti rompen en dos partes para elaborar un espectáculo inolvidable, mientras una fresca y húmeda brisa refresca a los espectadores en las pasarelas.
Más arriba se ubican el Salto Mbigu, Adán y Eva y San Martín, este último es una cascada rugiente y ensordecedora que nos maravilla con la fuerza con que se despeña rompiendo entre las piedras para formar un segundo salto más abajo terminando todo el espectáculo a más de 70 metros de profundidad todo bajo una eterna llovizna que a veces forma arco iris de exquisito contraste con el escenario. Luego un poco más arriba se encuentran El Escondido, Dos Mosqueteros, Rivadavia, Peñón, Mitre, culminando con el portentoso salto Unión que avalancha sus aguas en la impresionante Garganta del Diablo desde una altura cercana a los 80 metros formando fumarolas de rocío y vapor de agua a veces visibles desde puntos distantes a unos 7 Km. En el sector Brasileño además de compartir el Salto Unión, ya que por éste pasa la línea divisoria de las aguas, es importante destacar los saltos Benjamín Constant, Deodoro, Floriano y Santa María.
Esta maravilla natural ha merecido la declaración de Patrimonio Mundial por parte de la UNESCO.

Monumento Natural Nacional Saltos del Moconá

Ubicado en el departamento de San Pedro, este monumento natural que protege al área de los saltos del Moconá, que limitan con brasil, fue creado por Ley Nacional N 24288 del año 1993.

Parque Nacional Iguazú

Ubicación
Está ubicado en el extremo noroeste de Misiones y pertenece al departamento Iguazú; limita al este con el plan de colonización Andresito, Parque Provincial Yacuy, Caburé-í y Parque Provincial Urugua-í; al sur con el Establecimiento San Jorge de Pérez Companc S.A.; al sudoeste con el Establecimiento Puerto Península del Ejército Argentino y al oeste con el Municipio de Puerto Iguazú.

Superficie
Su superficie es de 67.620 Ha. Tradicionalmente se venía citando en la bibliografía una superficie de 55.500 Ha. (50.000 Ha. de Parque Nacional y 5.500 Ha. de Reserva Nacional; según otras fuentes: 49.200 Ha. de Parque Nacional y 6.300 Ha. de Reserva Nacional). Pero los últimos cálculos efectuados han arrojado la cifra primeramente anotada.

Creación
Fue creado por Ley Nacional N° 12.103 de 1934. Ya en 1909, a instancias de un informe de Carlos Thays de 1907, el Congreso Nacional autorizó a adquirir las tierras del actual Parque Nacional y a fundar una Colonia Militar, lo que se concreta recién hacia 1928, cuando se adquieren 75.000 Ha. a Domingo Ayarragaray con ese destino. Este, asociado con Olaf Hansen, socio administrador y constructor del viejo Hotel Cataratas en 1922, estaba dedicado desde 1921 a la explotación maderera de los montes lo que afectó la mayor parte de la superficie del actual Parque Nacional.
Declaradas en 1984 Patrimonio de la Humanidad, las Cataratas del Iguazú constituyen uno de los más grandiosos espectáculos naturales del planeta y el Parque Nacional Iguazú las enmarca adecuadamente junto con su par brasileño. Se trata de un conjunto de saltos y cascadas dispuestas a modo de arco en el borde de la meseta misionera, erosionada allí por su caudaloso río Iguazú, que luego se angosta conformando una especie de cañón con rumbo al Paraná del cual es tributario. Se calcula que hace unos 20.000 años dio comienzo la erosión del Iguazú desde la desembocadura (donde originalmente se hallaban los saltos) hacia el este, estimándose en consecuencia su velocidad de retroceso en unos 15 cm. por año.
El Parque Nacional Iguazú fue hasta 1990 la única área protegida a cargo de la Nación que preservaba la selva paranaense o misionera, año en que se sumó una pequeña superficie con la Reserva Natural Estricta San Antonio.
Este ambiente diverso, frágil y amenazado, encontró aquí amparo y pudo recuperar bastante bien sus comunidades vegetales y animales en los 60 años de protección ininterrumpida que se le otorgaron. La muestra de selva aquí preservada resulta bastante interesante por su ubicación septentrional (algunas especies misioneras se restringen hasta ahora al extremo norte de su distribución), posee muestras bastante extensas de las selvas de laurel y guatambú con la asociación del palo rosa y el palmito, típica también del norte misionero; bosquecillos marginales de sarandíes y mataojos que cubren las orillas del río Iguazú y sus islas; y comunidades propias de las inmediaciones de las cataratas que viven al amparo de su bruma constante de agua atomizada con profusión de epífitas, orquídeas y variedad de podostemáceas, familia de plantas propia de aguas rápidas y oxigenadas.
Su flora sólo es conocida parcialmente, habiendo merecido mayor atención los árboles y arbustos y algunas epífitas (Devoto y Rothkugel, 1936; Dimitri, 1974). En la actualidad se ha comenzado el proyecto de inventario florístico del Parque Nacional Iguazú a cargo del IBONE (Instituto de Botánica del Nordeste), el que a pesar de contar hasta ahora con unas pocas campañas ya ha arrojado novedades al país (R. Vanni, com. pers.). Como un complemento al mismo, Andrés Johnson viene efectuando un relevamiento de las orquídeas del Parque también con interesantes novedades. De las 66 especies registradas, el 50% fueron detectadas en el área Cataratas con exclusividades como Elúdendritni rigidum y Pleurothallis tripterantha que hasta ahora fueron halladas sólo en las islas del área Cataratas (Chediak al, inf. inéd.). Como consecuencia de la remodelación proyectada en el área Cataratas, se relevaron en detalle las comunidades vegetales de este sector, destacándose en las islas del Alto Iguazú, vecinas a los paseos superiores, comunidades particulares como los bosques con predominio del cupay (Copaifera langsdorfii) y del curupay (Anadenanthera colubrina).
También se encontró en el sector el escaso ibirá-catú (Xylopia brasiliensis) (Malmierca et alli, inf. inéd.).
Si bien no resultó exhaustivo el relevamiento de los peces del parque, permitió incluir nuevas especies para el país y remarcar el carácter de singularidad del Iguazú superior y algunos de sus afluentes, con una ictiofauna diferente a la del cercano Paraná (Gómez y Somay, 1985).
En la herpetofauna, recientemente se ha iniciado un proyecto de inventarlo que ya ha incorporado especies nuevas al país como las culebras Liophis frenatus y Oxyrhopus petola (Giraudo, Montanelli y Acosta, 1993).
Además existe en el Iguazú una importante población protegida del yacaré ñato (Caiman latirostris).
Las aves fueron motivo de una prolija prospección desde antes que el área fuera declarada Parque Nacional, y principalmente desde mediados de la década de 1970 hasta la fecha, en que varios guardaparques se dedicaron a su observación metódica, coincidentemente con el crecimiento de su fama como meca de los ornitólogos y observadores de aves del país y del extranjero. En un trabajo reciente (Saibene, Castelino, Rey, Calo y Herrera, 1993) fijan en 438 las especies detectadas, lo que representaría un 78 % de la avifauna misionera y un 45 % de la nacional. Un 12 % de las especies, alrededor de 55, son consideradas amenazadas de algún modo.
Aves como el picoagudo (Oxyruncus cristatus), el celestino oliváceo (Traupis palmarum), el martín pescador enano (Chloroceryle aenea), la mosqueta ojo grande (Hemitriccus obsoletus) y el picochato chico (Platyrinchus leucoryphus), fueron citadas hasta ahora para el país en base a registros efectuados en el Parque Nacional Iguazú.
La yacutinga, el macuco, el yacupoí y el carpintero cara canela, son algunas de las aves amenazadas que cuentan en el área con poblaciones estables.
Los mamíferos fueron motivo de un inventarlo y estudio ecológico en 1982, que arrojó una cifra de 52 especies (Crespo, 1982). Poco después se sumaron al inventarlo algunas especies más (Somay, 1985 A y, B). Actualmente la cifra arroja unas 67 especies, lo que implica el 56 % de la mastofauna misionera (Heinonen y Chebez, 1993). Entre las especies amenazadas amparadas por el Parque se destacan: el yaguareté, el gato onza u ocelote, los tiricas de dos especies, el gato moro o yaguarundí, el lobito de río, el lobo gargantilla (presuntamente extinto en el país o al borde de estado), el zorro vinagre o pitoco (que merece confirmación), el mono caí, el oso hormiguero grande o tamanduá bandera, el tatú-aí y el tapir o anta. Actualmente varios biólogos están efectuando estudios ecológicos de los carnívoros del parque y del mono caí. A pesar de haber contado con vigilancia permanente (con cerca de una veintena de guardaparques especialmente entrenados) y de ser uno de los Parques Nacionales que cuentan con un plan de manejo elaborado, Iguazú ha tenido que soportar presiones de diversos tipos: las turísticas que llevaron en el pasado incluso a otorgar un permiso especial para construir un gran hotel en el área Cataratas, la tala furtiva de sus palmitos en busca de sus cogollos comestibles, la caza furtiva facilitada por rutas que lo atraviesan longitudinalmente (las rutas nacionales 12 y 101), y que a su vez causan un serio impacto con el atropellamiento de animales silvestres. Precisamente en un informe inédito del Gpque. José Luis Cómita sobre el impacto de las rutas nacionales 12 y 101 en el Parque Nacional Iguazú, consigna entre junio de 1987 y junio de 1988 un total de 308 animales atropellados, cifra que hacia octubre de 1989 ascendía a 558, destacándose 317 mamíferos con predominio de comadrejas (Didelphis sp.), zorros de monte (Cerdocyon thous), mulitas y tatúes (Dasypodidae), pequeños roedores y otros de la talla de un puma, yaguareté, o bien venados o corzuelas. Las aves incluían 132 ejemplares y los reptiles 109 individuos.
Afortunadamente se ha tomado la decisión de efectuar en el área Cataratas sólo la infraestructura indispensable para la atención de los miles de turistas que la visitan anualmente, aconsejando la construcción de nuevos hoteles y hosterías (es decir la infraestructura mayor y pesada) en la vecina comuna de Puerto Iguazú. Los operativos de control de la acción furtiva de palmiteros y cazadores mediante patrullajes constantes, por parte de los guardaparques, que han llegado también a situaciones de graves enfrentamientos con decomisos y multas de importancia, la han reducido en gran parte.
A propósito de los servicios que ofrece a los visitantes el Parque Nacional, el área Cataratas cuenta con instalaciones sanitarias, un centro de informes para visitantes que funciona en el viejo hotel Cataratas y un sistema de pasarelas que permiten el acercamiento a los saltos a través de los paseos inferiores y superiores, parcialmente interrumpido en su trayecto a la célebre Garganta del Diablo debido a los daños provocados por las grandes crecidas del Iguazú en las pasarelas antes nombradas. Como opciones para conocer la selva existe un circuito vehicular en el Sendero Yacaratiá y uno peatonal en la Picada Macuco, que incluye una visita a un salto escondido en la selva: el Arrechea. Cerca de la entrada a los mismos se puede visitar un ambiente de bañado ubicado en la cabecera de la vieja pista de aterrizaje y que aparece cubierta por pajonales en toda su extensión. Para los investigadores, junto a la entrada de la Picada Macuco, la Administración de Parques Nacionales cuenta con una estación biológica de ubicación privilegiada: el CIES (Centro de Investigaciones Ecológicas Subtropicales). Allí existe un ámbito propicio para la actividad científica, cuenta con un laboratorio, colecciones de referencia debidamente catalogadas, una pequeña biblioteca, una cocina, sanitarios y alojamientos.
En la actualidad existe una complementariedad del Parque Nacional Iguazú con su homónimo brasileño de casi 170.000 Ha. de superficie en el vecino estado de Paraná, río lguazú de por medio. A ello se sumaron recientemente los Parques Provinciales Yacuy y Uruguaí, lo que permitió conformar una sola gran unidad de más de 300.000 Ha.; en este momento representa la mayor reserva natural de la selva paranaense en el orden internacional. Sería muy importante perfeccionar el sistema, mejorando las zonas de contacto entre las áreas nombradas, ampliándolas para evitar el estrangulamiento de los diseños y garantizar la preservación de las nacientes de los arroyos que surcan el parque y desaguan en el Iguazú. Ceder a Parques Nacionales la superficie que hoy explota el Ejército Argentino en Puerto Península, permitirá que el Parque Nacional Iguazú se extienda hasta el Paraná y constituya, junto al monumento científico - histórico Puerto Bertoni de Paraguay, el primer Parque Nacional Tripartito de Sudamérica.

Reserva Nacional Iguazú

La reserva Nacional Iguazú complementa al Parque Nacional y fue creada por Ley de la Nación N 18.801 del año 1971. Tiene una superficie de 12.620 Ha.

Volver al índice

Parques/Reservas privadas


Refugio Natural Privada "TOMO"

Ubicada en el municipio de Santiago de Liniers, departamento Eldorado. Esta reserva privada fue creada a iniciativa de su propietario Hideki Oda, ciudadano japonés, a partir del decreto Nro. 219 de 1997.
Tiene una superficie de 1441 Ha. y protege uno de los pocos sitios de nidificación de la Harpía argentina.

Refugio Natural Privado "Caa-Porá"

De unas 41 Ha. que conforman en su totalidad su núcleo intangible, este refugio está ubicado en las estribaciones de la Sierra de la Victoria en el departamento General Belgrano. Limita por sus cuatro costados con el Parque Provincial Urugua-í.
Fue creado en 1990 a través de un convenio firmado entre su propietaria, Sofía Heinonen Fortabat y la Fundación Vida Silvestre Argentina.
El ecologista Juan Chébez señala que han sido clasificadas allí unas 138 especies de aves, incluyendo al macuco (Tinamus solitarius); el jote real (Sarcoramphus papa) y el halcón Montes grande (Micrastur semitorquatus) y el chico (Micrastu ruficollis), entre otros.

Refugio Natural Privado "Chachí"

Ubicado en un área periurbana, este refugio protege a ejemplares de los helechos arborescentes de la familia Cyatheaceae, conocidos popularmente como chachí bravos.
Esta especie tiene un carácter relictual que la convierte en un fósil vegetal viviente. Está protegida junto a todos los chachís por el decreto Provincial Nro. 686/92.
El refugio, creado en 1990 por un convenio firmado entre el propietario de las tierras y la Fundación Vida Silvestre Argentina, tiene 18 Ha. de las cuales 6 conforman el núcleo intangible.
Está a solo 2 Km. de la ciudad de Oberá, y además del chachí pueden encontrarse allí especies de grapia (Apuleia leiocarpa), anchico colorado (Piptadenia rigida) y loro negro (Cordia trichotoma), entre otras.

Refugio Natural Privado "Chancay"

Cercano a la localidad de Santa Rita, en el departamento 25 de Mayo, este refugio protege las selvas vecinas del arroyo Chancay y fue creado a partir de un convenio firmado por su propietario y la Fundación Vida Silvestre Argentina, en 1991.
Tiene una superficie de 263 Ha.; 90 de ellas constituyen el núcleo intangible que guarda mas de 21 especies arbóreas y, de acuerdo al ecologista Chébez, unas 12 especies de mamíferos.
Entre las primeras se encuentran el canela de venado (Helietta apiculata); la cerella (Eugenia involucrata) y el guabirá (Campomanesia xanthocarpa); en tanto que entre los segundo se anotan el puma (Felis concolor); el lobito de río (Lontra longicaudis) y la paca (Agouti paca).

Refugio Natural Privado "Itacurahyg"

Creado por el decreto Nro. 1647/1989, con 250 Ha. este refugio ubicado en el municipio de 9 de Julio, departamento Eldorado preserva una zona natural ubicada en un sector muy colonizado.
Fue creado a partir de la idea de su propietario, Sergio Dalpierre en el año 1989.

Refugio Natural Privado "La olvidada"

Esta reserva de 50 Ha. esta ubicada en el departamento Candelaria y fue creado en 1993 por un convenio firmado entre su propietario y la Fundación Vida Silvestre Argentina.
Con abundancia de Urunday, representa el ecotono entre las selvas y los campos del sur de la provincia.

Refugio Natural Privado "Lapacho-cué"

Creado en 1991, a partir de un convenio firmado entre el propietario de las tierras, Adolfo Uberall y la Fundación Vida Silvestre Argentina, este refugio ubicado en el municipio de Santiago de Liniers, departamento de Eldorado protege las zonas vecinas a los arroyos Piray Miní y Deseado.
Con una superficie de 160 Ha. cuenta con una gran diversidad de especies vegetales entre las que descuellan el cedro (Cedrela fissilis) y el lapacho negro (Tabebuia impetiginosa) y el guatambú blanco (Balfourodendron riedelianum).
También se destaca por la variedad de mariposas registradas y las interesantes especies de aves que han hecho allí su hábitat, especialmente la yacutinga (Aburria jacutinga).

Refugio Natural Privado "Las Antas"

Ubicado en el departamento de Eldorado, este refugio privado tiene una superficie de 327 Ha. y fue creado a partir de un convenio firmado entre su propietario, Rodolfo Uberall y la Fundación Vida Silvestre Argentina, en 1992.
Es vecino al refugio "Lapacho-cué".

Refugio Natural Privado "Mbotaby"

Este refugio está ubicado en Oberá, en las orillas del arroyo Mbotavy y tiene una superficie de 13,5 Ha. y fue creado por una Ordenanza Municipal Nro. 44 del año 1991.

Refugio Natural Privado "Timbó Gigante"

Con 199 Ha. de superficie, este Refugio Natural ubicado en el departamento Montecarlo resguarda a un gigantesco ejemplar de timbó negro o colorado (Enterolobium contortisiliquum) de más de 20 metros de altura y dos de diámetro.
Fue creado en junio de 1991 a partir de un convenio entre la firma propietaria de los terrenos y la Fundación Vida Silvestre Argentina.
Reserva Privada de Vida Silvestre "Virgen de Patycuá"

La "Reserva Privada de Vida Silvestre Virgen de Patycuá" fue creada en Septiembre de 1999, como una manera de extender el área protegida de la Reserva Salto Küppers, en Eldorado.
Los valores especiales de conservación de esta reserva son:
Se denominan valores especiales de conservación a aquellas características naturales e histórico culturales que dan al área una ubicación destacada dentro del sistema de áreas naturales protegidas de la provincia.

Selva mixta de laurel y guatambú de la selva Paranaense.
Selva marginal con Guará peré (Pithecellobium cauliflorum).en las márgenes del arroyo Patycuá.
Selva marginal con bambúseas sobre el Río Paraná.
Sitio Arqueológico Entidad Eldoradense.
Desembocadura del Arroyo Patycuá.

Características que benefician el estado de conservación del parque Küpper
* El área continua de conservación con selva en aumento de 30 a 100 ha.
* La fauna tiene mayores posibilidades de permanecer en el área.
* Se atenúa el efecto isla del Parque Natural Municipal Saltos Küpper.
* Se conserva el arroyo patycuá hasta su desembocadura.
* La franja con Selva Paranaense del tipo marginal con bambúceas aumento de 500 a 1000 metros de longitud sobre el Río Paraná.
* Las ofertas para el turismo ecológico son más atractivas.
* Aumento la superficie de Selva protegida y por tanto la fuente de recursos naturales para la instalación del laboratorio y área experimental de plantas medicinales nativas proyectado en el parque Küpper el cual tendría carácter de centro regional y cuya incidencia sería provincial. En la actualidad ambas áreas cuentan con un guardaparque vaqueano cuya contratación está a cargo de la municipalidad.
En el Parque Küpper se están realizando obras de infraestructura básica como ser sanitarios y senderos de acceso al arroyo.
Hay un proyecto de desarroyo de estas dos áreas protegidas lindantes que se está elaborando con el apoyo de un enviado de Alemania.

Yacimientos y restos arqueológicos
El departamento Eldorado ha tenido entre sus pobladores a personas muy interesadas en el conocimiento de la prehistoria a tal punto de llegar a una clasificación y caracterización de sitios, restos y áreas arqueológicas siendo los más notables los señores Mayntzuzen, Monsted y especialmente al Sr. Germán Wachnitz.
Este último ha trabajado, incluso, en colaboración de una renombrada universidad de Europa.
Los restos arqueológicos de las áreas protegidas Parque Natural Municipal Saltos Küpper y Reserva Privada Virgen de Patycuá se hallan lindantes al área de estudio donde trabajo el señor Wachnitz.
Existe un número muy elevado de piezas arqueológicas registradas y recolectadas en la zona. Se conoce un número reducido de personas que han recolectado material en la zona, sería de gran interés para toda la provincia el estudio y rescate de las colecciones privadas las piezas encontradas en el área en cuestión y establecer la cronología de establecimiento de los pretéritos pobladores de estas áreas hoy protegidas, continuando los estudios del señor Wachnitz.
La desembocadura del Arroyo Patycuá tiene una vegetación muy especial con implicancias fundamentales para la conservación en la Provincia pues es única desde el punto de vista ecológico y de importancia antropológica pues albergó a una cultura denominada Patycuaense por el sr. Wachnitz.
Se destaca y confirma que Misiones y Eldorado en particular son un crisol de razas desde hace aproximadamente 8000 años especialmente si tenemos en cuenta que la cultura guaraní no tiene más de 1000 años de antigüedad en esta zona.

Reserva Natural Cultural "Papel Misionero"

Esta reserva de 10.397 Ha. fue creada por Ley Provincial Nro. 3256 de 1995 y está ubicada en el municipio de San Vicente, cerca del área experimental Guaraní.

Reserva Privada "El Paraíso"

Ubicada en la localidad de Jardín América, esta reserva tiene una superficie de 440 Ha. y fue creada por resolución Nro. 201 del año 1998.

Reserva Privada "Ingeniero Eric Barney"

Ubicada en el municipio de Campo Ramón, departamento Oberá, esta reserva evoca a uno de los pioneros de Oberá: "Eric Barney".
Fue creada por Decreto Provincial Nro. 007 del año 2000. Tiene una superficie de 50 Ha.

Reserva Privada "Puerto San Juan"

Creada por Decreto Provincial Nro. 946 del año 1997, esta reserva tiene una superficie de 250 Ha. y está ubicada en el municipio de Santa Ana, departamento Candelaria.

Reserva Privada "Santa Rosa"

Esta reserva está ubicada en el municipio de Concepción de la Sierra, departamento Concepción y tiene una superficie de 439 Ha.Fue creada por el Decreto Provincial Nro. 657 del año 1999.

Reserva Privada "Yaguarundí"

Ubicada en la localidad de San Vicente, esta reserva fue creada por Decreto Provincial Nro. 1847 de 1999. Tiene 400 Ha.

Reserva Privada San Miguel de la Frontera - Premidia S.A.

Creado por Decreto Provincial Nro. 92/1993, abarca una extensión de 5.500 Ha.. Este refugio natural ubicado en el departamento Guaraní lleva el nombre del establecimiento privado que allí funcionaba hasta la protección de la zona, en 1993.
Se trata de un predio de 5.500 Ha. que actúa como zona de amortiguamiento (o buffer) de la Reserva de Biosfera Yabotí, protegiendo la margen derecha del arroyo Paraíso.
El establecimiento de este tipo de reservas comenzó a generarse a partir de la habilitación del Registro Provincial de Areas Naturales Protegidas donde se inscriben las propiedades privadas que actúan como tales.

Reserva Privada "Santa María del Aguara-í miní" o "Aguaray-mí"

Esta reserva denominada "Santa María del Aguara-í miní" o "Aguaray-mí" está ubicada al sur del Parque Provincial Esperanza, en el departamento Iguazú. Tiene unas 3.050 Ha. y protege el valle del arroyo San Juan.
Fue creada a partir de un convenio firmado por la provincia y la empresa propietaria de las tierras en mayo de 1988, a través del Decreto 1531.
La idea de proteger esta área fue inspirada en el modelo impulsado por la Fundación Vida Silvestre Argentina, bajo la iniciativa de Dafne Cooper de Colcombet, propietaria del lugar.
A pesar de que se trata de una selva "obrajeada", cuenta con una gran diversidad de especies vegetales. En la zona de protección se pueden realizar actividades agro-ganaderas-forestales evitando la caza y favoreciendo la investigación y las actividades turísticas.
El ecologista Juan Chébez señala que se la puede considerar como una reserva satélite del gran sistema del Parque Provincial Urugua-í.

Volver al índice

Parques/Reservas provinciales


Área Experimental Guaraní

Ubicada en el departamento de Guaraní esta reserva fue creada por la Ley Provincial N 854 de 1977 que más tarde fue modificada por la Ley N 2421 de 1987, que redefinió sus límites.
En una primera instancia esta reserva tenía una superficie de 30.000 Ha. Que, posteriormente fueron reducidas a las 16.000 Ha. que cuenta actualmente.
De acuerdo al ecologista Chébez, esta reserva actuaría como zona buffer de la gran unidad de conservación de la reserva de biosfera Yabotí.
Corredor Verde

El corredor Verde es una franja de más de un millón de hectáreas de selva paranaense -ubicadas en los municipios de El Alcázar, Garuhapé, Dos de Mayo, Aristóbulo del Valle, Campo Grande, San Vicente, El Soberbio, Caraguatay, Monte Carlo, Puerto Piray, Santiago de Liniers, Colonia Victoria, Colonia Delicia, San Pedro, Puerto Libertad, Puerto Esperanza, Wanda, Puerto Iguazú, Comandante Andrés Guacurarí, San Antonio y Bernardo de Irigoyen- que son protegidas por la Ley Provincial Nro. 3631 sancionada el 30 de noviembre de 1999, bajo la gestión del gobernador Federico Ramón Puerta.
La ley denominada Área Integral de Conservación y Desarrollo Sustentable Corredor Verde reúne aproximadamente 1.200.000 hectáreas de selva, de las cuales unas 500 mil son áreas protegidas. Se extiende, uniendo tierras privadas y fiscales, desde el parque Cuña Pirú (Aristóbulo del Valle), pasando por la reserva de biosfera Yabotí (San Pedro y El Soberbio) y el parque Urugua-í y culmina en el parque Iguazú.
Establece la entrega del uno por ciento de la coparticipación provincial (que actualmente es de alrededor de cuatro millones de pesos) a los 21 municipios que forman parte del corredor verde.
Viven allí una es 33 mil personas, y también tienen propiedades las dos grandes empresas forestales Alto Paraná S.A. y Pecom SA.
Podrán realizarse forestaciones dentro del corredor verde siempre y cuando el suelo elegido sea apto y alejado de las cuencas de los arroyos, no impliquen el reemplazo de los bosques nativos y afecten la conectividad de las áreas boscosas. Esas condiciones deberán ser corroboradas.
El dinero que las comunas reciban por formar parte del Corredor Verde deberá ser invertido en programas de capacitación y apoyo a la diversificación de la producción rural; establecimiento de microemprendimientos, especialmente liderados por mujeres; Prevención y atención de la salud, con especial atención en la niñez , fortalecimiento de asociaciones de productores y de capacitación de la mujer y en la restauración de bosques en tierras degradadas .
La ley establece que los municipios deberán reducir el importe de la Tasa Municipal por Servicios a Inmuebles Rurales a un máximo de dos pesos por hectárea por año para los inmuebles de más de 300 hectáreas de superficie.
La norma prevé la conformación de un grupo interministerial que controlará las actividades que se desarrollarán en ese ámbito y el compromiso de los municipios en ese sentido. El organismo de aplicación será el Ministerio de Ecología.

Programas ambientales

Los programas ambientales se aplicarán con la participación de los ministerios de Ecología y Recursos Naturales Renovables, Asuntos Agrarios y Cultura y Educación y la Secretaría de Turismo.
Entre otras opciones, los 33 mil colonos ubicados en las tierras que son Corredor Verde podrán producir dulces de frutas silvestres, extraer látex, resina y fibras textiles y alimentos no convencionales del monte (el palmito, la cría de paca, entre otros). Además, producir yerba mate y ganadería bajo cubierta vegetal (ésta última no se aconseja debido al frecuente ataque de felinos).

Paisaje Protegido del Lago Urugua-í

Creado por Ley Provincial 3302/1996 abarca una superficie de 8.000 ha.. El lago Urugua-í que comenzó a funcionar como tal en el año 1990 produjo una gran transformación del ambiente original de la cuenca baja y media del arroyo y debido a este cambio comenzaron a generarse modificaciones en la estructura de las comunidades de animales silvestres (vertebrados e invertebrados).
Informes del Ministerio de Ecología de la Provincia señalan que, consecuencia de ello, se observó por ejemplo, un gran crecimiento de las poblaciones de algunos peces como el sábalo que adquirieron tamaños muy grandes (hasta 10 kg.) o, tarariras también con tamaños que superaron las tallas y pesos de las que estaban antes de la represa, mojarras y dientudos se encuentran en grandes cantidades.
Paralelamente prosperaron algunas aves acuáticas como el biguá, pato criollo entre muchas otras.
Fue frecuente encontrar grupos de carpinchos, yacaré y lobito de río.

Parque Provincial Valle del Arroyo Cuña Pirú

Creado por Ley Provincial N0 3065/1993, su superficie abarca 12.522 Ha.. Aquí viven varias comunidades aborígenes para los cuáles este valle es considerado un lugar sagrado. Los paisanos (denominación local de los aborígenes de la etnia Mbyá) desarrollan aquí su singular cultura que se encuentra en armonía con la naturaleza, proveniente de miles de años de recorrer regiones selváticas en estas latitudes.
Este valle cubierto de selva posee numerosas especies que subsisten gracias al corredor biológico que se establece con el resto del cordón vertebral de selva, que subsiste sobre la ladera oeste de la sierra central hasta llegar al Parque Nacional Iguazú, denominado como "corredor verde".
Son especies características: el cedro, peteribí, lapacho amarillo, guatambú blanco, numerosos laureles y una variada fauna con presencia del yaguareté, onza, venados varios, piaras de chanchos de monte y hasta grandes águilas (águila viuda, entre otras).

Parque Provincial "Guardaparque Horacio Foerster"

Este parque, ubicado en el municipio de San Antonio tiene una superficie de 4.309 Ha. y su nombre recuerda al guardaparque dedicado y amante de su trabajo.
Fue creado por la Ley Provincial No 3359 del año 1996.

Parque Provincial "Piñalito"

Esta reserva tiene una superficie de 3.796 Ha. y fue creada por la Ley Provincial N 3467 de 1997.
Está ubicada en el departamento San Pedro, y en un principio fue creada por la Fundación Vida Silvestre Argentina.
Tiene abundantes especies de flora, entre las que se encuentran 22 variedades de helechos e importantes ejemplares de palo rosa (Aspidosperma polyneuron); se destaca también por contar con una nutrida presencia de mariposas, entre las que se han podido diferenciar 18 especies.
También se detectaron allí ejemplares de macuco (Tinamus solitarius), el jote real (Sarcoramphus papa) y varias especies de loros.
Parque Provincial "Ingeniero Agrónomo Roberto Cametti"

En el marco de la Ley 2932 de Áreas Naturales Protegidas se creó este parque a partir de la Ley 3662 en el año 1999.
Está ubicado entre el Parque Nacional Iguazú y el Parque Nacional do Iguacu (Brasil), en el municipio Comandante Andrés Guacurarí del departamento General Manuel Belgrano, abarca una superficie de 103 Ha.
Se encuentra en un área rica en palmitos y conformaría uno de los productos semilleros más notables para esta especie, cuya utilización sustentable deberá ser un requisito básico para el desarrollo de la zona, a la vez que formaría parte de un corredor biológico con características particulares a nivel internacional, que eliminaría en parte el cuello de botella que se originó al lotear la Península Andresito durante la colonización tan renombrada al inicio de la década del 80.
El nombre de "Ingeniero Agrónomo Roberto Cametti" es un justo homenaje al joven profesional que falleciera el 12 de noviembre de 1998 y cuya labor desde el Programa Social Agropecuario en pro de la integración de la conservación y el desarrollo sustentable con las comunidades rurales de la zona, constituye uno de los testimonios más relevantes de la historia natural y productiva de Misiones

Parque Provincial Cruce Caballero

Creado por un Decreto Provincial Nro. 242 en 1989 y luego ratificado por la Ley N 2876/91, el Parque Provincial Cruce Caballero tiene una superficie de 522 Ha. Ubicadas al sudoeste de la localidad homónima del departamento de San Pedro.
Actualmente se puede acceder a él a través de un camino provincial que se desprende de la Ruta Nacional 14.
Con gran presencia del pino Paraná (que aquí muestra un estado de conservación superior a otras reservas) y chachíes, cuenta con una variada diversidad de especies vegetales y animales.
De hecho, se considera que este parque es uno de los mejores muestrarios de las selvas típicas, a las que Cabrera llamó "selva de laurel, guatambú y pino" y que Chebez denomina como "planaltense". Este último nombre caracteriza a la formación de piñales o "pinneiros" del planalto brasileño que se extiende por los estados de San Paulo, Paraná, Santa Catarina y el norte de río Grande Do Sul y llega hasta Misiones.
Entre las especies animales que habitan allí se encuentran algunas que hoy son únicas en la argentina tal es el caso del carayá rojo.

Parque Provincial de la Araucaria

Creado principalmente para conservar el bosque natural de Araucaria angustifolia contiguo a la localidad de San Pedro, en el departamento homónimo, este parque tiene una superficie de 92 Ha.
Fue creado por el Decreto N 240 de 1989 y ratificado por la Ley N 2876/91.
La Araucaria es una especie declarada Monumento Natural Provincial por Ley 2380 y este bosque espontáneo brinda a San Pedro un marco paisajístico particular.
Este parque es uno de los únicos dormideros masivos de la especie Amazona vinacea, denominada como loro pecho vinoso o "papo roxo" (en peligro de extinción), a la que es posible ver retornar al atardecer o levantar vuelo al amanecer de este parque.
Mediante la existencia de esta área protegida es posible hoy ver tucanes en pleno pueblo de San Pedro y muchas otras especies de aves, como la saíra castaña (Tangara preciosa); el carpintero arco iris (Melanerpes flavifrons) o el carpinterito verdoso (Veniliornis spilogaster).
Con su copa abierta y en forma de flor, la Araucaria es llamada también "pino misionero" o "pino paraná" y es un árbol muy ligado al simbolismo de esta provincia.
Fue el primer árbol explotado comercialmente en Misiones y las características especiales de los bosques naturales de San Pedro fueron definidas por los primeros expedicionarios que llegaron a la zona como "un monte dentro de otro monte". Ya que los ejemplares adultos de araucarias sobresalían -en busca del sol- de la selva tradicional de misiones.
El ecologista y estudioso Juan Chébez afirma que la Araucaria "nos identifica y nos califica: alto, fuerte, esbelto, bello útil. Toda una definición de esta generosa tierra misionera".

Parque Provincial del Teyú Cuaré

Situado en el Departamento y Municipio de San Ignacio con una superficie de 78,35 Ha. fue creado con la finalidad de proteger un interesante afloramiento rocoso de singular valor paisajístico.
Peñón del Teyú Cuaré El Decreto Provincial Nro. 1658 de 1989 lo declaró Monumento Natural Provincial, lo que fue ratificado por la Ley Provincial N 2876/91.
Este afloramiento rocoso que avanza hacia el río Paraná no sólo se destaca por su belleza natural sino que fue considerado como un lugar místico por los antiguos moradores. Ha servido de inspiración a Horacio Quiroga para muchos de sus cuentos.
El lugar tiene una frondosa leyenda que los habitantes conservan con esmero.
Varias comunidades vegetales representadas entre ellas las comunidades definidas por Cabrera como selvas marginales del Río Paraná, los pajonales higrófilos, en los bajos frente a la isla del barco hundido y los pajonales mesófilos que crecen sobre el peñón Reina Victoria, además de una conformación selvática extraña y diferente al resto de la Provincia.
Aquí y en las inmediaciones crecen endemismos constituídos por especies de cactus, herbáceas y leñosas que son únicas en la Argentina.

Selvas Marinales del Río Paraná

Son especies características de esta comunidad el tacuaruzú, el sangre de drago y el matahojo entre otras especies.

Pajonales Higrófilos
Caracterizados por especies de herbáceas que llegan a medir hasta 1,7 metros de altura, que permanecen bajo el agua en momentos que el Paraná crece y pueden llegar a sobrevivir en épocas de grandes bajantes. Se presenta en la parte inferior del peñón hasta frente de la isla citada. Se continua aguas abajo del terreno de acampe entre la selva marginal y el cauce del Paraná.

Pajonales Mesófilos
Se presentan en pequeños manchones sobre los paredones del peñón Reina Victoria, caracterizado por la presencia de gramíneas del género Elionurus.

Paredones
Se presentan como principal característica la presencia del Notocactus schumannianus, endémico para la Argentina del Teyú Cuaré, de orquídeas y de una bromelia del género Dickia.

Selvas Mixtas
En esta zona aparece en abundancia el pacurí, palmeras pindó, ambay entre dos y tres especies de grandes cactus, dos de ellas con distribución muy limitada en la provincia y varias especies de leñosas que solo se las encuentra en la zona del Teyú Cuaré.

Parque Provincial Esmeralda

Este Parque se encuentra dentro de la Reserva de Biosfera Yabotí de la cual es el Núcleo Intangible. Tiene una superficie aproximada de 31.619 Ha.
Se trata de un ex obraje llamado "La Esmeralda" que fue adquirido por la provincia. Posee varias comunidades vegetales donde predomina la selva mixta de laurel y guatambú, es un gran paraíso para los grandes mamíferos.
Aquí el yaguareté se halla presente compartiendo el espacio con el mboreví y el puma. Grandes piaras de chanchos de monte, de las dos especies presentes en Misiones, forman parte de la dieta de los grandes felinos al igual que el acutí, la paca y los venados pardos. También hay una gran variedad de aves
Los antiguos caminos del obraje se hallan bien marcados por la presencia de ambay, grandiuva en la parte alta de los cerros y principalmente el fumo bravo que se encuentra presente en todos lados.
Estas dos especies citadas, el fumo bravo y el ambay forma parte de la dieta de numerosas especies de aves como el pepitero negro. Las tres especies de tucanes mas comunes y las pavas del monte.
En otras estaciones del año esa parte de la dieta es reemplazada por el guaembé o el higuerón.

Parque Provincial Esperanza

Esta pequeña área protegida, de forma rectangular fue creada gracias a la iniciativa de la Sra. Daphne Cooper de Colcombet, por el Decreto Provincial Nro. 241 de 1989 y ratificado por la Ley Provincial N 2876/91.
Está ubicada al noroeste de Misiones, al sudeste del departamento Iguazú y tiene una superficie de 686 Ha.
Une los sectores de selva de la Sierra Morena con los de selva de la Reserva Privada Aguaraí-mí. Así protege la cuenca del arroyo San Juan ya que el curso principal de éste está resguardado por la Reserva Privada Aguaraí-mí.
Aunque carece de relevamientos florísticos y faunísticos específicos, se halla constituida principalmente por selvas mixtas de laurel y guatambú.

Parque Provincial Fachinal

Creada por Ley Provincial Nro. 3358, abarca una superficie de 51 Ha.. Se encuentra ubicado en Fachinal Departamento Capital, sobre lo alto de un cerro con vertientes temporarias que desaguan en la cuenca del Arroyo Garupá, el lote está cubierto de selva y/o pajonales mesófilos (poco representado dentro del lote) la primera con abundancia de urunday y la segunda con abundancia de espinillo. En la transición entre ambos ambientes encontramos abundancia de chichita, niño rupá y también tataré y ya en la selva, canela de venado, guayubira, lapacho negro (que se localizan principalmente en el planalto donde comienzan las pendientes).
Aquí merece principal mención la especie denominada tataré, ya que es el único Parque Provincial que la posee. Aún así los árboles maduros de esta especie tienen ubicación en un lote lindero (al NO del Parque) y muchos renovables en el planalto, donde existen planchones de basalto, en unos ambientes de transición entre pajonales mesófilos, comunidades pioneras y selvas con Urunday.
Se observan en forma preliminar 5 comunidades diferentes o macro ambientes, cada uno con predominancia de diferentes especies, entonces encontramos:

Pajonal Mesófilo
Presenta un suelo con la roca madre casi, aflorante (algunas de gran tamaño) y algunas vertientes Presenta solo una característica e incluye el Urunday y el espinillo con abundancia del espartillo oloroso (Elionurus sp ) ya llegando a la transición con la selva sobresalen pastos más duros y altos.

Comunidades Pioneras
Se presentan donde existen roca aflorante, a veces entremezclado con el Urunday y los espinillos. En otros casos se presenta dentro de la transición entre la selva y los pajonales a lo que se denomina localmente campiñas. La totalidad de la formación: la selva con Urunday, el ecotono entre la selva y el pajonal y las campiñas se denominan fachinal.

Ecotono con Urunday, Tataré y Chichita
Se encuentra ya en el planalto, donde también es abundante el niño rupá y un arbusto oloroso denominado María negra. Además existe abundancia de caraguatá en el estrato herbáceo dónde los urunday son mas altos y densos. En algunos lugares se presenta el Aguaribay, el Pindó, Lapachos chicos y renovales de canela de venado.

Selvas con Urunday
Es la formación más extensa dentro del Parque. En ella existe abundancia de la especie característica en la que hallamos numerosos árboles con diámetros significativos. Es importante destacar que no hay en ningún otro lugar de la provincia tanta abundancia de árboles de Urunday con diámetros de estas dimensiones. Otras especies que conforman esta selva son Lapacho negro, canela de venado (poca abundancia) y gran abundancia de yaborandí o ibiratai en el estrato arbustivo. En el estrato herbáceo aparecen dos especies de orquídeas, helechos doradillas (poca abundancia) sobre todo donde existen grandes piedras, entre otras especies. Como epífitas aparecen aquí orquídeas del género Sophronitis y Brassavola, además de una bromelia pequeña de color grisáceo.

Selvas Mixtas

Encontramos aquí gran abundancia de Guayubira, pocos Anchico colorado, María preta, algunos Azota Caballo. Una mirtácea presenta grandes diámetros (parecida al ibaporoití), árboles grandes de Pitanga, Alecrín, Sombra de Toro, Camboata, hoja serrada, poco Laurel negro, la Tacuara denominada criciuma (que también se presenta en la comunidad anterior).

Parque Provincial Isla Caraguatay

Este parque está ubicado sobre el río Paraná, a la altura de los puertos de Caraguatay y Montecarlo, en el departamento Montecarlo. Fue creado a través del Decreto Provincial N 1218 del 31 de julio de 1990 y ratificado por la Ley Provincial Nro. 2876/91.
Tiene una superficie de 32 Ha. y presenta por lo menos dos comunidades vegetales: selvas marginales y selvas mixtas de laurel y guatambú.
Es lugar habitual de "descanso" o acampe de grupos de pescadores deportivos, que provenientes de variados lugares llegan allí a probar suerte con el dorado o tigre de los ríos.
También son numerosos los visitantes que van a descansar a la isla, por la tranquilidad que transmite y por la espectacularidad de los atardeceres o amaneceres, según sea el horario de visita.
Es acotado el número de especies animales en la isla pero es posible encontrar ejemplares de agutí, mono caí, paca entre otras especies. Son numerosas las bandadas de aves acuáticas que pasan frente a la isla en épocas de desplazamientos, yendo o retornando a los dormideros.
Esta isla fue utilizada como orquidiario natural, ya que fue depositaria de ejemplares de orquídeas rescatadas en obrajes, las que se sumaron a las existentes en el lugar, creando una gran variedad de esta especie entre su flora.
También hay una marcada presencia de tacuaruzú, que forma manchones en ciertos lugares de la isla lo que genera un particular paisaje, que sumada a la forma de la isla la hace inconfundible a la vista en cualquier postal.

Parque Provincial Moconá

Ubicado en el extremo sudeste de el Departamento San Pedro, Municipio de San Pedro, el Parque Provincial Moconá fue creado con la finalidad de conservar un ecosistema representativo de la selva Misionera, que en forma conjunta con el Parque Estadual Do Turvo (Brasil) integren un área de gran valor ecológico sobre el Río Uruguay.
De esa manera se cumplió un viejo sueño de conservacionistas misioneros y brasileños, ya que todos querían resguardar adecuadamente el área de los saltos del Moconá.
Saltos del Moconá Fue creado por Decreto N 1434 del 4 de junio de 1988 y ratificado por la Ley Provincial N 2854/91.
Tiene una superficie de 999 ha. Y se accede a él únicamente a través del municipio de El Soberbio por las rutas provinciales N° 2 (desde el área urbana de El Soberbio) y N° 21 (desde el Paraje Paraíso, San Pedro).
Este parque está dentro de los límites de la Reserva de Biósfera Yabotí (Ley N 3041), el tramo del río Uruguay comprendido entre la desembocadura del A° Pepirí Guazú hasta la confluencia con el Arroyo Yabotí, es el Monumento Natural Nacional Saltos del Moconá (Ley Nacional N° 24.288). Del otro lado del Río Uruguay, en el país vecino se extiende el Parque Estadual Florestal do Turvo.

Bioma de Selva
Está representada en su mayor extensión por la presencia de Selva Clímax (Selvas mixtas de laurel y guatambú, Cabrera, 1986), caracterizada por numerosos estratos que en conjunto forman una compacta masa verde de 20 a 30 m. de altura. Se destacan tres estratos arbóreos, uno arbustivo, uno herbáceo y uno muscinal (musgos y líquenes) además de uno o más estratos de epífitas y un estrato de lianas.
Según estudios realizados en el Parque Estadual Do Turvo, la selva que ocupa esa región se denomina «Mata Subtropical do Alto Urugua-í» o Floresta Latifoliada Decidual.
En esta área protegida se encuentran descriptas 5 formaciones vegetales, en las cuales se destaca la especie Dickia brevifolia, que sólo existe en pocos lugares sobre las márgenes del río Uruguay.
Esta es una especie endémica que solo crece en este lugar y que está en peligro de extinción. En el Parque Provincial Moconá se han detectado 87 matas de esta especie ubicadas en su mayoría aguas arriba de la Piedra del Bugre, y un número menor de ellas ubicadas aguas abajo cerca del Remanso de la Muerte.
Además, dentro del Parque se han encontrado dos especies de flora nuevas para la Argentina (Rodríguez 1995, Trescenns y Rodríguez, 1996), una es Lafoensia, nuevo género de Lythraceae para la República Argentina y que corresponde a la especie Lafoensia nummularifolia St. Hill. y la otra corresponde a Calyptranthes tricona D. Legrand, una Mirtácea.
También se observa un elenco grande de aves, que da un nivel de 2,74 aves/ minuto en las mañanas de otoño y con presencia de especies raras como Aburria jacutinga, Dryocopus galeatus o Penelope obscura que cada vez necesitan de mayor protección. En las proximidades al Parque Provincial Moconá puede observarse la especie de dormilón denominada Macropsalis creagra que habita únicamente en esta región del país.
En la provincia de Misiones esta región de selva es uno de los últimos ambientes adecuado para albergar al yaguareté, al puma y otros grandes mamíferos; al igual que para un grupo representativo de anfibios, reptiles y aves. El arroyo Yabotí, sus afluentes, así como el mismo río Uruguay albergan una importante variedad de peces, tales como el dorado, entre otros.

Parque Provincial Profundidad

Este Parque Provincial de 19 Ha. fue creado por el Decreto N 1725 de 1990 y ratificado por Ley Provincial N 2876/91, con el objeto de contar con un área destinada a la educación y recreación en cercanías de Posadas. Representa una muestra pequeña del ambiente de las Selvas con Urunday y protege al área de nacimiento del arroyo Profundidad, donde se encuentra un ambiente selvático difícil de encontrar en el sur de la provincia.
A sólo 30 km. de Posadas en el Departamento de Candelaria y municipio de Profundidad, cuenta además con un cañadón que lo convierte en uno de los sitios más requeridos por turistas y naturistas.
Se observan en forma preliminar 5 comunidades diferentes o macro ambientes, cada uno con predominancia de diferentes especies:

a - Pajonal Mesófilo con Urunday
Ocupa poca superficie, en el límite con la escuela N° 54, presenta un suelo con la roca madre casi aflorante, con muchas comunidades pioneras entremezcladas, con abundancia del espartillo (Elionurus sp.) aunque se presenta muy convertido, por el intenso uso ganadero (bovino, equino, caprino y ovino) que se realizó del mismo durante la ausencia de la cerca perimetral.

b - Pajonal Higrófilo
También muy convertido por el uso ganadero, presenta la mayor parte del tiempo agua en carácter líquida. Cuando las temperaturas son altas, parte de este pajonal se seca debido a las canalizaciones y desagües existentes, para que el camino vecinal permanezca en funcionamiento. En algunos lugares presenta algunos ejemplares de espinillo y pitanga. Presenta vegetación palustre cono es el caso del falso camalote. del Eryngium sp entre otras especies. Esta formación se presenta sobre un manto de roca prácticamente impermeable, que impide que el agua se filtre con facilidad.
Presenta suelo negro.

c - Comunidades Pioneras
Se presentan donde existen roca aflorante, entremezclado en este caso con el pajonal mesófilo con urunday, en el borde del ecotono, y entremezclado con el pajonal higrófilo en cercanías del salto.
Esta comunidad presenta pequeños cactus del género Parodia, varias especies de helechos (géneros Selaginella, Anemia y otras), líquenes incrustantes, etc.

d - Ecotono de Curupay, Chichita y Urunday
Se presenta a ambos lados del salto, desde la escuela hasta el otro extremo bordeando la selva mixta, con suelo del complejo 6B, es decir con afloramientos rocosos y pendiente. Aquí aparte de las especies citadas se presenta en abundancia pitangas, falso cocú, algunos aguaribay, arbustos de maría negra, niño rupá y espinillo.

e- Selvas con Urunday
Se presenta como un rodal, sobre el lindero N, en una zona de afloramientos rocosos. Ocupa poca superficie y crece allí también canela de venado, ubajay mí, anchico colorado entre otras especies.
Entre los urunday hay algunas vertientes temporarias donde se desarrollan especies herbáceas.

f - Selvas Mixtas
Sobre las márgenes del arroyo y encontramos aquí algunos ejemplares de lapacho negro, grandes ombú, algunas guayubira, alecrín, azota caballo, grapía, anchico colorado, maría preta, guatambú blanco, tarumá, guatambú amarillo, canafisto, cedro, peteribí, camboata hoja serrada, araticú, canela de venado, ibirá taí, laurel negro, grapia, higuerones, la tacuara denominada criciuma, orquídeas de diversos géneros, enredaderas varias, entre otras especies.

q -Ambiente Antrópico (Parquizado)
Ocupa varios ambientes muy transformados y completamente eliminada la vegetación arbustiva y la herbácea prácticamente reemplazada. Esta selva fue siempre explotada para actividades recreativas, educativas, ceremonias religiosas y de rélax. Abarca las partes convertidas de las selvas mixtas y del ecotono de curupay, chichita y urunday. Las especies que aparecen aquí corresponden al mismo elenco que en las comunidades descriptas anteriormente.

h - Comunidades Acuáticas
Se presenta con una sola característica y es la del arroyo permanentes y con afluentes en temporadas de lluvias.

Parque Provincial Salto Encantado

Está ubicado en el Departamento de Cainguás, municipio de Aristóbulo del Valle, en el centro de la provincia y abarca una superficie de 706 Ha.
Fue creado a través del Decreto Provincial N0 1193 del 11 de julio de 1989 y ratificado por la Ley Provincial N 2854/91, con la finalidad de proteger el entorno del salto Encantado, un área con relieve quebrado que hace del sector una importante zona turística y ofrece a la comunidad contacto directo con la naturaleza.
Es un valle encajonado con selvas mixtas de laurel y guatambú forma parte del la cuenca del Arroyo Cuña Pirú y es contiguo al Valle homónimo.
Posee dos cascadas o saltos importantes, siendo la más espectacular la que le da el nombre, que tiene unos 52 metros de altura (62 hasta el pozo que se forma en la caída).
Numerosas especies vegetales y animales viven en el sector. Es frecuente encontrar ardillas en el parquizado destinado a área social y camping.
En los paredones del salto Encantado pernoctan, de acuerdo a la época del año, hasta cuatro especies de vencejos, inclusive el característico vencejo de las cascadas, símbolo del Parque Nacional Iguazú.
Posee numerosos microambientes debido a la existencia de afloramientos rocosos, paredones y constante llovizna generada por las cascadas.

Parque Provincial de la Sierra Raúl Martínez Crovetto

Creado por Decreto Nro. 2402 del año 1993. El Parque Provincial de la Sierra "Ing. Raúl Martínez Crovetto" surge ante la necesidad de conservar una porción del sur de la Provincia de Misiones que represente los ecosistemas propios de esta zona, los cuales difieren de aquellos correspondientes a los distritos biogeográficos de la región centro-norte.
El área se sitúa en la colonia Félix Ortiz de Taranco en el municipio de San José, Departamento de Apóstoles con una superficie de 1.088.7 Has.
La unidad biogeográfica que se desea conservar aquí, corresponde a un sistema de dos biomas fácilmente distinguibles entre sí; por un lado, en el sector sur encontramos una porción del Distrito de los Campos (predominante en el sur de Misiones y norte de Corrientes) y por el otro una porción del Distrito de las Selvas Mixtas (al norte de la región).
En la confluencia de ambos distritos, se puede encontrar una región ecotonal con flora y fauna productos de la asociación de dos ecosistemas vecinos, así como la suya propia (Cabrera, 1976- Martínez Crovetto. 1963).
Esta unidad de conservación por sus características distintivas con respecto a las demás ya creadas, así como su ubicación estratégica en una zona, de gran presión demográfica y agropecuaria constituye una medida provisional de cierta precocidad en cuanto a la conservación de recursos genéticos y naturales se refiere y además para contribuir al acervo científico a la educación a los fines recreativos, incluyendo en estos últimos el aspecto turístico.
La zona del parque, ha sido intervenida por el hombre desde hace largo tiempo, y se podría afirmar que desde épocas prehispánicas y posteriormente por la fase colonizadora con sus actividades rurales mantenidas hasta el presente.
El relieve resulta como consecuencia directa de la continuación del sistema orográfico brasileño con el Macizo de Brasilia que llega a cubrir casi la totalidad de nuestra provincia, se halla afectada por las estribaciones del extremo sur de la Sierra del Imán, quedando ubicado al oeste con respecto a la misma y más al norte de la sierra de San José las comunidades vegetales representadas dentro del parque son la denominada "Selva mixta de laurel y guatambú" la cual se alterna con una franja semicontinua de la selva con urunday, asociado con canela de venado, en la región centro - oeste y el borde oriental del parque. Hacia el sur, estos ecosistemas selváticos se continúan con el distrito de los campos, y dentro de esta se presentan varias comunidades de pajonales.
En el caso de la colonia Taranco, al tratarse de la confluencia de dos ecosistemas diferentes, campo y selva, y dentro de las selvas encontramos dos formaciones de comunidades diferentes, cual son de predominio Urunday y Canela de venado por un lado, y la del predominio del Laurel y Guatambú, por el otro, la riqueza específica presente es muy grande, más aún por tratarse de una región ecotonal en la que se manifiesta el llamado efecto del borde.
El bioma de las selvas, considerado como tales los distritos propuestos por Cabrera (1967), ha sido en este lugar el objeto de antiguas y sistemáticas intervenciones por el hombre.
En primer lugar nos referimos a la tala selvática, que al alterar sólo algunas poblaciones forestales o vegetales en general, permite una recuperación relativamente veloz de la estructura selvática original, por cuanto la acción de las especies conquistadoras de los espacios iluminados (ej. Chusquea ramossissima) y la presencia de renovables de las especies forestales extraídas que habitan en el estrato herbáceo y el arbustivo, así como la influencia directa de otros árboles cercanos, con su aporte de semillas, terminan por restaurar rápidamente la condición original.
Cuando la extracción o tala es indiscriminada, la conquista de los espacios vacíos resultantes sufre una serie de etapas en donde intervienen especies de características heliófilas, de rápido crecimiento y de porte pequeño (hierbas), posteriormente el tamaño de los nuevos vegetales que se desarrollan va en aumento (arbustos y árboles pequeños), hasta sentar las condiciones adecuadas de suelo y luz para el desarrollo de las especies umbrófilas.
Esta recuperación de los rozados (áreas de selva y campo quemadas) depende en gran medida del tamaño de los mismos, que cuanto más pequeños, reciben mayor influencia o presión del ecosistema que lo rodea (semillas y microclima adecuado) y que aún no ha sido intervenido.

Parque Provincial Uruqua-í

Este parque está ubicado en el departamento General Manuel Belgrano y en un pequeño sector del Departamento Iguazú.
Fue creado con la finalidad de proteger parte de la cuenca del arroyo Urugua-í, como consecuencia de la construcción de la represa homónima y con la intención de minimizar su impacto.
Le dio vida el Decreto N 339 del 15 de febrero de 1988 y fue ratificado por la Ley Provincial N 2794/90.
Se conecta con el Parque Nacional de Iguazú, en un pequeño sector al noreste de sus límites y con el Parque Estadual do Iguacú.
Vista del lago Urugua-í Tiene una superficie de 84.000 Ha con varias comunidades vegetales selvas mixtas de laurel y guatambú y palo rosa; y una gran variedad de ambientes que resguarda un elevado número de especies animales y vegetales. Allí se han realizado prospecciones con la participación de naturalistas del Museo Argentino de Ciencias Naturales, algunas de ellas con la colaboración de la Fundación Vida Silvestre Argentina, la Administración Nacional de Parques Nacionales, la Universidad Nacional de Misiones y el Ministerio de Ecología de la Provincia.
Chébez y Rolón en su libro "Reservas Naturales Misioneras" -Editorial Universitaria 1998- señalan que "allí se han detectado 30 especies de peces (con algunas peculiaridades del Alto Urugua-í que tiene más en común con el alto Iguazú que con el Paraná donde desagua), 32 de anfibios, 29 de reptiles, 339 de aves y 73 de mamíferos. Cerca de 20 especies de vertebrados allí preservados se consideran amenazados.
Descuellan entre ellos todos los gatos manchados de la provincia, incluido desde ya el yaguareté que abunda en el área, el zorro vinagre, el anta o tapir, el oso hormiguero grande o yurumí, el mono caí y muy probablemente el carayá".

Parque Provincial Yacuy

Este parque contiguo al Parque Nacional Iguazú, tiene una superficie de 347 Ha, al Este está rodeado por el arroyo homónimo, en el departamento General Belgrano.
Fue creado por el Decreto Provincial N 57 del 13 de enero de 1989 y ratificado por Ley Provincial Nro. 2876/91.
Este Parque lleva el nombre del arroyo Yacuy, afluente del río Iguazú, y complementa el resguardo de un recodo de selva que no fue incluida en el Parque Nacional Iguazú, pero que de esta manera queda protegida a través de la provincia.
Se pueden encontrar allí grandes ejemplares de laurel, palo rosa y guatambú, asociados con comunidades de palmitos y una riquísima fauna entre la que se encuentran el lobito de río, el tapicurú y el pato criollo.

Reserva de la Biósfera Yabotí

La Reserva de Biósfera Yabotí fue creada por la Ley N° 3041 sancionada por la Cámara de Diputados de la Provincia en agosto de 1993 y ratificada por el Decreto N 1921 del 10 de septiembre de 1993.
Está ubicada en los Departamentos de San Pedro y Guaraní, comprendiendo los municipios de San Pedro y El Soberbio, en el centro-este de Misiones.
Está constituida por 119 lotes, en su mayoría de propiedad privada y quedan incluídas dentro de esta reserva el Parque Provincial Moconá y la Reserva Forestal Guaraní, del Estado Provincial.
Ocupa una superficie de aproximadamente 236.313 ha. cubriendo en su mayor parte un relieve de serranías, con pendientes muy pronunciadas, que forman parte del denominado "Serra Geral".
Las alturas varían desde los 200 metros s.n.m. sobre el río Uruguay, hasta los 648 metros s.n.m. en el sector NE de la reserva.
Tiene numerosos cursos de agua, el más importante de ellos -por la superficie de la cuenca, comprendida dentro de la reserva- es el A° Yabotí o Pepirí Miní, que cruza en la parte central. Al Este se encuentra el A° Pepirí Guazú, al Sur el A° Uruguay y al Oeste los aroyos Paraíso y un sector del A° El Soberbio.
El Yabotí mantiene aún sus aguas claras y transparentes y es abundante en saltos y correderas (rápidos). Su caudal es de 30 m3 por segundo.
Desde el punto de vista fitogeográfico el ambiente corresponde a la "región neotropical, dominio amazónico, provincia paranaense, distrito de las selvas mixtas, comunidad climática de las selvas de laurel, guatambú y pino" (Cabrera 1971).
De acuerdo a lo manifestado por Juan Chebez en su libro "Reservas naturales misioneras", la fauna del lugar incluye carpinchos, lobitos de río, pacas, acutís, yaguaretés, gatos onzas, harpías, tucanes, antas, y yurumís, entre otros.

Reserva Ictica de Caraguatay

Ubicada en el municipio de Montecarlo, esta reserva íctica fue creada por Ley Provincial 1040 del año 1978, en conjunto con la reserva íctica de Corpus.

Reserva íctica de Corpus

Ubicada en la localidad de Corpus, sobre el río Paraná, esta reserva fue creada por Ley Provincial N 1040 del año 1978.

Reserva Natural Estricta San Antonio

Con unas 400 Ha., esta reserva está ubicada en la localidad de San Antonio, departamento General Belgrano, en el nordeste de Misiones.
Fue creada por Decreto Nacional N2149 de 1990 en terrenos pertenecientes a la antigua Estación Manuel Belgrano del Instituto Forestal Nacional (IFONA).
Su objetivo es el de preservar una sección de la selva paranaense con comunidades no representadas en el Parque Nacional Iguazú. En ella se destacan los bosques de Chachí o helechos arborescentes y bosques espontáneos de pino Paraná, declarado monumento natural provincial de Misiones.
Este pinar natural no debe ser confundido con las forestaciones efectuadas con la misma especie en la década de 1950.
Este lugar, actualmente administrado por el INTA, fue sede del Centro de Estudios del Bosque Subtropical (CEBS) de la Universidad Nacional de La Plata, posteriormente el predio pasó a manos del IFONA, hasta la actual administración.

Reserva Palmitera Provincial General Belgrano

Esta reserva fue creada para fomentar el aprovechamiento racional del palmito (Euterpe edulis) bajo la tutela del Ministerio de Ecología de la Provincia.
Está ubicada en el departamento de General Belgrano, al nordeste de la provincia, y fue creada por el Decreto Provincial N 557 el 4 de marzo de 1992.
La idea de la creación de esta reserva fue utilizar el área para "conservar y experimentar" técnicas de manejo del palmito, una especie de palmera de la que solamente se consume el cogollo y, por lo tanto, su utilización obliga a la muerte de la planta.

Volver al índice

Reservas de usos multiples


Reserva de Uso Múltiple "A. Orloff Saltitos"

Ubicada el municipio de Dos de Mayo esta reserva fue creada por Ley Provincial Nro. 3447 de 1997.

Reserva de Uso Múltiple EEA Cuartel Victoria

Ubicada en el municipio de San Vicente, esta reserva tiene una superficie de 10 Ha. y fue creada en 1992 por la Resolución N 7 del INTA, conjuntamente con la Reserva de Uso Múltiple EEA de Cerro Azul.

Reserva de Uso Múltiple "Ing. Basaldúa"

Con una superficie de 249 Ha. esta Reserva de Uso Múltiple está ubicada en el municipio de San Antonio y fue creada a través de la Ley Provincial N 3376.

Reserva de Uso Múltiple EEA Cerro Azul

Ubicada en el municipio de Cerro Azul, esta reserva tiene una superficie de 20 Ha. y fue creada en 1992 por la Resolución N 7 del INTA, conjuntamente con la Reserva de Uso Múltiple EEA "Cuartel Victoria".

Volver al índice

Medio ambiente



Contaminación


Muchos de los productos industriales aún no reciben el tratamiento adecuado para su eliminación, al igual que los residuos cloacales o domiciliarios.
La alteración del equilibrio natural puede deberse a múltiples factores y distintos orígenes, cuyas consecuencias no siempre son bien predecibles.
Conviene recordar una definición amplia y aceptada del término:
"En un sentido amplio cuando hablamos de contaminación de agua, suelo y aire, etc. nos referimos a la presencia en los mismos de sustancias e son ajenas a composición. También se habla de contaminación cuando hay escasez o exceso de los elementos propios de el recurso, por ejemplo la disminución de O2 (oxígeno) de las aguas, o el exceso de C02 dióxido de Carbono) en la atmósfera.
Los mayores problemas de contaminación que tenemos en la Provincia son de tipo localizado, que directa o indirectamente contaminan el agua el suelo o el aire. Las principales fuentes responsables de la contaminación son:
a) Escasa infraestructura en muchos municipios para la eliminación adecuada de escretas, y residuos domiciliarios.
b)Poca disposición de los empresarios en la inversión de nuevas infraestructuras para la eliminación adecuada de efluentes.
c) Aplicación inadecuada y excesiva de tóxicos en las actividades agroforestales.
d) Falta de conciencia, participación y compromiso en las actividades de prevención y cuidado de nuestros recursos.

¿Qué medidas se adoptaron frente a esta realidad?
Son muchas las acciones llevadas a cabo en nuestra Provincia afortunadamente en relación a la temática ambiental, si bien el crecimiento demográfico ha aumentado en forma excesiva en las últimas décadas y con ello los servicios para los nuevos asentamientos poblacionales, lo que provocó un presión ambiental muy grande, debemos reconocer que hoy tenemos el disfrute de muchos sitios naturales y aún estamos a tiempo para el cuidado o recuperación de otros.

A través del Ministerio de Ecología y R.N.R.
Se controlan los recursos faunísticos y florísticos como así también la calidad de los recursos vitales tales como agua, suelo y aire.
Podemos nombrar algunas normas vigentes que tienden a la preservación y uso racional de nuestros recursos naturales.

Monumentos Naturales Provinciales
Por Ley 2380 Araucaria o Pino Paraná, Palo rosa o Tbirá-romí, figura que prohíbe su extracción o explotación.
Por Ley 2589 Yaguareté, Anta o Tapir, Oso hormiguero.
Por Ley 3320 Harpya, Pato serrucho y Lobo gargantilla.
En el caso de los animales se trata de una figura legal que prohíbe su caza, tenencia y comercialización

Otras normas de interés
Ley de Pesca N° 1040
Ley de Fauna Silvestre N° 1279
Ley de Agrotóxicos N°2980
Ley de Bosques N° 854
Ley de Areas Naturales Protegidas N° 2932
Ley de Biodiversidad N° 3337
Ley de Radicación y Habilitación Industrial N° 2267
Ley de Suelos N° 3231

Estas son normas que aspiran al uso racional de nuestros recursos naturales, debemos conocerlas, difundirlas y por sobre todas las cosas cumplirlas! !
En este sentido la Educación cumple un rol trascendente, ya que de lograr concientizar a toda la población (Niños, Adultos. Industriales, Funcionarios, Comerciantes, Colonos, Empresarios, Turistas etc, etc.) todos en general contribuirían a que nuestra Misiones continúe siendo hermosa.

Derrame de petróleo sobre el Río Iguazú
El luto del Río Iguazú
Por Raúl Orlando Bregagnolo.

En el extremo norte de Misiones, culminación del último remanente continuo de selva paranaense del mundo, se encuentran las 275 caídas de agua que forman las reconocidas Cataratas del Iguazú.
El mundo las conoce, ha vuelto a hablar de ellas, pero esta vez para manifestar preocupación debido al accidente ocurrido en la Refinería de Petrobras, en la ciudad de Araucaria Brasil - el 16 de julio del 2000.
A las 13:15 hs de ese domingo, escapaban de un conducto, casi 4 millones de litros de petróleo crudo que deberían pasar a formar parte del stock de una de las 11 refinerías que la Empresa Petrobras tiene en Brasil, y que buscaron cada hueco, cada cauce de arroyo de las cercanías para alojarse.
Falla humana … accidente... no importa por ahora. Lo que sí importa es que ese fluido viscoso ha impregnado tierra, agua, aire, terminó con vidas vegetales y animales, amenazando una vez más a las personas que viven en la región.
La Refinería de Paraná (Repar), Presidente Getúlio Vargas, está en el Km 16 de la ruta BR 476, en Araucaria, (64.081 habitantes), su principal actividad es la industrial. A 22km de la capital del Estado de Paraná, Curitiba, primer polo industrial del estado, ciudad esta ejemplo en materia ambiental, pero que solamente trata el 30% de los residuos. Es una de la primeras empresas de gran porte en instalarse en las márgenes del Iguazú. Inició sus operaciones en 1977, en la época en que Petrobras (PB) era una especie de estado aparte.
Procesa 30 millones de litros de petróleo por día, el equivalente al 12% del consumo nacional, abasteciendo a los estados de Paraná, Santa Catarina, San Pablo, Mato Grosso do Sul y Río Grande do Sul, exportando además a los Estados Unidos.
El 10% de los impuestos de Paraná corresponden a la Repar.
Brasil también sufre la recesión, PB redujo el número de sus trabajadores en todo el país. En 1990 eran 60.000, hoy son 36.000. En solo 5 años el personal ha mermado en un 40%, llevando esto a recargar a los técnicos de funciones comprometiendo su eficiencia. No importa que el petróleo siga haciendo daños.

El Derrame
El equipamiento tenía 23 años de uso y carecía de sensores electrónicos que desactivasen el flujo automáticamente ante la existencia de una alteración de presión...
Habían pasado dos horas del inicio del derrame, cuando a las 15:15hs, técnicos de la empresa toman conocimiento del problema, que según PB se debió al desgaste de una junta de expansión en el punto final del conducto, por el cual llegaba el petróleo crudo bombeado desde la terminal de San Francisco do Sul, en Santa Catarina, a 117 Km.
A las 17:00hs, los habitantes de Araucaria notan el derrame, pero recién a las 00:30hs del lunes 17, la PB comunicó oficialmente a Defensa Civil de la ciudad lo sucedido, porque era más grave de lo imaginado.
Una Organización No Gubernamental (Ong) brasileña, "Instituto Ecoplan", convoca públicamente a todas las Organizaciones Ambientalistas para trabajar como voluntarios en el plan "Rescate del Iguazú - Unión de las ONG´s", así como a biólogos, veterinarios y profesionales independientes que sean capaces de trabajar voluntariamente en las tareas de rescate de fauna y socio ambientales, que se iniciaran el día 18, por un plazo de 10 días como primera etapa, con la coordinación operacional de Ecoplan.
Ese martes 18 viajábamos con la radio encendida y la noticia del desastre: "las cataratas podrían cubrirse de petróleo..." Angustia, dolor, tristeza y sentimientos que lastiman las entrañas, llevan al estado de impotencia debido a que otra vez las grandes empresas, que solo buscan el beneficio propio a cualquier costo, ponen en jaque a la región y sus habitantes.
El silencio fue el luto de mi espíritu. Tanto trabajo de los ecologistas enseñando a los niños a cuidar la naturaleza y la irresponsabilidad de una empresa mata tanta vida con una sola acción. "Ante una emergencia, siéntate y piensa" dice la primer regla de supervivencia. Ni la información de la prensa ni la oficial, satisface a los grupos ecologistas nucleados en la Red de Asociaciones Ecologistas de Misiones (RAE), por lo que se decide ir al lugar del accidente para constatar la historia que amenaza pintar de negro las Cataratas.
Los problemas ambientales no tienen frontera y la solidaridad es una de las premisas de todo ecologista. La decisión estaba tomada, saldríamos el sábado 22 hacia Araucaria. En la camioneta del Ing. Agrónomo Roberto Ríos, del Grupo Ecologista Posadas, Graciela Fontana, estudiante de Genética y quién escribe, Rulo Bregagnolo, Fotógrafo y Secretario de Prensa de la RAE, ambos del Grupo Ecologista Cuña Pirú de Aristóbulo del Valle*.
Formar parte del equipo de producción del videocable SGS Vallevisión, Canal 8 y ser columnista de una FM (A. del Valle Misiones) me permitieron acceder a la información oficial de la Refinería. Pero el objetivo era participar de las tareas de campo, ofreciéndonos como voluntarios. La RAE fue la única organización ecologista argentina que formó parte del Equipo de Rescate del Iguazú junto a otras 21, el Instituto Brasileño de Medio Ambiente (IBAMA) y el Instituto Ambiental de Paraná (IAP). El trabajo de las Ong´s, con muchísima gente joven, estudiantes, veterinarios, biólogos, bomberos, sociólogos, ingenieros, radioaficionados, buzos, paracaidistas, guardaparques, abogados, entre otros, fue el rescate de fauna y el relevamiento socio ambiental.
Por estar ya impactado el ambiente de la zona, además de los fríos del invierno que la llevó a buscar lugares mas cálidos, la presencia de fauna es mínima, esto contribuyó a que la mortandad fuera reducida. Se rescataron más de 150 animales, solo el 40 % tiene asegurada su existencia, el resto está en estado crítico y otros ya han muerto. Hablar de números carece de sentido. La cadena de la muerte se hará ver a medida que pasen los días, quizás meses, teniendo en cuenta que el círculo trófico ha sido afectado desde la base. La fuerza de los jóvenes y algunos mayores para andar entre las ramas, mojarse la ropa para sacar una garza llena de crudo o la habilidad para agarrar un pez buscando lo poco de oxígeno que quedaba en el agua, ha hecho que los rescates sean alentadores (foto con pato en las manos). Después, el lavado de las plumas, pelos, escamas y la cuarentena para los que tenían la oportunidad de seguir viviendo.
En el silencio fúnebre que ofrece el río cubierto de la espesa masa formada por residuos y petróleo, un Martín Pescador espera atento un largo rato, mucho más de los que en los arroyos misioneros están acostumbradas estas aves. Ha sido media hora de larga espera sobre la misma rama, para después volar resignado, sabiendo que allí ya no hay nada para pescar.
Una tarde fueron fotografiadas unas cuarenta garzas, a los cuatro días a la misma hora y lugar solo fueron avistadas dos...
El río en partes tiene unos 30 metros de ancho, en otras llega a los 50. Observar a algún biguá, ave típica de esta parte del Iguazú, preparándose para buscar alguna presa, el saber que el agua era su sentencia provocaba la reacción de los ecologistas, que ante esta situación tirábamos piedras y palos para ahuyentarlo del lugar, esta vez no interesaba su belleza, cada minuto era una vida más que se perdía.
La gente ribereña, con rostros gastados por el trabajo, ojos sensibles mostrando su simpleza y la resignación al cambio de su calidad de vida a partir de lo que le ha sucedido al río, teme reclamar resarcimiento por los daños que ya se han empezado a sentir en cada una de sus granjas.
La vieja cuestión cultural del miedo al poder que cree ser dueño de todo y disponer con la fuerza, o alguna otra forma de intimación, de los bienes y derechos de la gente.
Las Ong´s están alentando a que no duden en reclamar, mediante una solicitud de atención a Petrobras, que forma parte de las entrevistas ya efectuadas en 147 propiedades. 691 personas que directa o indirectamente están siendo informados sobre la situación, la mayoría con edades que van desde los 30 a 70 años (38,49%), el 13,89% de 0 a 6 años. El 48,29% del total bebe y utiliza agua tratada por SANEPAR (Compañía de Saneamiento de Paraná), los demás usan agua de pozo, motivo de preocupación por la proximidad con el Río Iguazú.
De todos, solamente cuatro habitantes dijeron haber recibido visita directa de Petrobras. Sin dudas la necesidad mayor es contener el petróleo y tratar que la imagen empresarial quede bien...
Impacta más la imagen de un ave empetrolada, posible de graficar, que el dolor que pueda sentir un lugareño al ver arruinada su "empresa de pesca y pague", sus yeguas abortando los potrillos de entre 5 y 9 meses o aquel vecino que ya no puede utilizar la arena del río porque la calidad no es la misma.
Los 5 Hermanos "Borinha", recorren sus 134 hectáreas buscando alguna otra yegua de las 75, que haya "echado" a su potrillo por haber tomado el agua del campo, que con la crecida el río les llenó de la mezcla de agua con residuos, restos de petróleo y la amenaza de contaminación de sus tres manantiales. ¿Cuánta alfalfa, medicamentos, tiempo, dedicación han invertido para perder todo en un instante?. Quizás sean indemnizados por el valor de los animales que han podido constatar, por que de los que murieron, las carroñeras ya han hecho lo suyo sin dejar más rastros que unos huesos tiernos y limpios en algunos casos. (foto del hombre con potrillo muerto). Doña Rosinha, que a aparte de tener patos, gallinas y un sin fin de frutales, criaba cinco vacas para obtener leche y hacer quesos, en menos de una semana solo le quedan dos. (foto de vaca muerta).
La Petrobras, que en 1999 facturó u$s 22,5 billones y es responsable de 16 muy graves accidentes en los últimos 25 años, de los que evidentemente no tomó experiencia alguna, sigue cometiendo errores, sin hacer la mínima inversión para estar preparados con un plan de contingencia adecuado para una situación de catástrofe, en su caso, más que posible.
La unión de las Ong´s efectuó una expedición en la que se recorrió un tramo del río Iguazú comprendido entre Porto Amazonas y Sâo Mateus do Sul, realizando muestreo de agua y verificando indicios de contaminación, tanto en los animales que fueron avistados como en la flora ribereña.
Hasta el momento nada de los efectos que sin duda heredaremos de este evitable impacto.
La RAE propone la resistencia civil no comprando combustibles a Petrobras y solicita al Gobierno Argentino no permita la instalación de nuevas bocas de expendio hasta que esta no demuestre con certeza que impone un nuevo sistema de seguridad en sus refinerías y sistemas de transporte.
Una vez más los intereses económicos son puestos por sobre el valor de la vida.

Principales Derramamientos de Petróleo de Petrobras en los últimos 25 Años
Fuente "Folha de Sao Pablo" Cotidiano. 23/7/00.

Marzo 1975: Se derraman 5.800 toneladas (casi 6 millones de litros) de petróleo de un carguero iraní en la Bahía de Guanabara, Río de Janeiro.
Noviembre de 1983: 1,5 millones de litros de petróleo se derraman de oleoducto da Río Santos en el canal de Bertioga y en otras 17 playas.
Febrero de 1984: Rompimiento de un conducto de gasolina de Petrobras provocó un incendio en la favela (barrio de emergencia) de Socó, en Cubatâo, produciendo la muerte de por lo menos a noventa (90) personas. Se derraman 700 mil litros.
Mayo 1984: En la zona sur de San Pablo en proximidades de la favela (barrio de emergencia) de Felicidad , 250 mil litros de nafta se derraman del oleoducto, mueren dos personas por intoxicación. Junio 1984: Habitantes de San Sebastián (SP) huyen por el pánico provocado debido al derrame de 5.000 litros de petróleo de la terminal Almirante Barroso y por el incendio que siguió a continuación.
Diciembre 1988: Un navío vierte 250 toneladas de óleo en Angra do Reis (R.J.). El gobierno del estado de Río castiga a la empresa con la clausura de la terminal marítima en la ciudad.
Febrero de 1989: La rotura de un ducto provoca el derrame de 150 mil litros de petróleo en San Sebastián (SP).
Agosto de 1989: 600 toneladas de petróleo se derraman de ductos en San Sebastián al ser accidentalmente perforado por obras aledañas.
Agosto 1990: Un navío noruego derrama 265 mil litros de nafta en Santos, según las estimaciones de Petrobras. El olor se percibió hasta en Cubatâo.
Febrero 1994: Cerca de 500mil litros de óleo se derraman de la tubería de Reva (Refinería Henrique Lage) en San José del Campo (SP) afectando el corredor Lambarí.
Mayo 1994: 2,7 millones de litros salen de un oleoducto y afectan 18 playas del litoral norte (San Sebastián), tornándolas inapropiadas para su uso Petrobras es multada con CR$ 2.984, suma equivalente a un paquete y medio de cigarrillos en aquella época.
Enero de 1996: Se produce una perdida de soda cáustica en la refinería de Petrobras en Cubatâo provocando problemas respiratorios 114 personas. Cetesb le aplica una multa de R$ 72 mil.
Marzo de 1997: La rotura de un ducto provoca el derrame de 600mil litros de petróleo en la Refinería Duque de Caxias (Reduc), en Río, afectando un manglar.
Agosto de 1998: Se derraman 15.000 litros de óleo del petrolero Maruim polucionando 11 playas provocando el mayor desastre ambiental en la ciudad de Ilhabela en el litoral norte de SP Junio de 2000: Petrobras fue multada con R$50 millones por derramar 1.292 millones de litros en la Bahía de Guanabara.
Julio de 2000: El domingo 16 de julio 4 millones de litros de óleo crudo se derraman de la refinería en Araucaria (PR).
La empresa estatal fue multada en R$50 millones por tercera vez en lo que va del año.

Efluentes industriales
Para regular la eliminación adecuada de los efluentes industriales se encuentra en vigencia la Ley 2267 de Radicación y Habilitación Industrial, que establece pautas que deben tenerse en cuenta antes de la habilitación de una Industria, desde su ubicación adecuada hasta la infraestructura mínima para su funcionamiento seguridad, higiene y eliminación de efluentes .
Esta norma que corresponsabiliza al municipio en la decisión o no de habilitar una Industria, pretende ordenar los espacios industriales dentro de las crecientes comunas para resguardar la salud del hombre y la calidad de los recursos naturales.

Volver al índice

La selva misionera


"La selva es una prisión mágica. En ella se conjuga el verbo de todas las religiones, porque caben en ella todos los misterios. No tiene lejanías.
Todo está "ahí". Frente al árbol innumerable pinta el ave su gozo mañanero con la voz todavía húmeda de ocasos... El hombre tiene la frente como modelada en el atisbo del ave, y sus ojos se achican para descubrir algo en la maraña, o para contener el torbellino de su mundo interior.
Todo sonido queda prisionero de la selva. Todo nace y muere en juventud.
Belleza bárbara, que ayuda a la definición de seres y cosas.
El que no sucumbe pronto es ya un héroe. Y debe ser doblemente heroico quien al morir logra salvar su mundo.
Su mundo, su estrella o su flor, que son, al fin, el alma del paisaje, la esencia de la selva". (Atahualpa Yupanqui)

Considerado como el ambiente de mayor biodiversidad del país y una de las prioridades nacionales en cuanto a conservación, la selva distinguió al pequeño territorio misionero donde se extendía por cerca del 87% de su superficie.
Alta y enmarañada. Su esqueleto lo conforman infinidad de árboles que, unidos y componiendo a la vez por la luz, se alzan formando un techo o dosel que interrumpe los rayos solares, creando un ambiente de sombras y penumbras donde se adaptan a vivir arbustos, cañas y plantas herbáceas de hojas anchas para captar la escasa luminosidad reinante, gozando en compensación de una humedad y una temperatura elevadas casi constantes. Es decir, todo funciona como un gigantesco invernadero que repele los vientos, como un gran paraguas protector que ampara el frágil suelo selvático y atenúa las gotas de lluvias antes de que lleguen al suelo.
Muchas veces hemos comparado el monte misionero con un gigantesco edificio verde con pisos o estratos bastante definidos y con "vecinos" propios. Así, determinadas plantas y animales poblarán un solo nivel; en cambio otros, como "porteros" o "encargados" se moverán de uno a otro estrato indistintamente, según la hora del día o la necesidad de refugiarse, reproducirse, descansar o alimentarse. Esto vuelve sumamente compleja la estructura de la selva, complicada aún más con las epífitas de diverso tipo que revisten las ramas y troncos y las enredaderas o isipós que a modo de escaleras se cuelgan por la maleza.
Entre las especies se dan complejas relaciones de simbiosis, comensalismo o parasitismo, que denotan largos procesos de coevolución y maravillan al ojo atento y al investigador. Así, varias especies vegetales dependerán, ya sea para su polinización o la dispersión de sus semillas, no sólo del viento y el agua, sino que a menudo recurren a animales (principalmente aves e insectos sin olvidar el rol de varios mamíferos) que alejan el polen o las semillas a distancia variada de la planta madre.
Aunque conocida por los argentinos como selva misionera, no debemos olvidar que en muchos textos se la denomina selva paranaense, selva austro - brasileña, selva oriental e incluso "mata atlántica", aunque este nombre conviene resguardarlo para un tipo de selva emparentada con la nuestra pero con muchos endemismos propios y que se extendía por la faja costera de Brasil entre los estados de Bahía y Santa Catarina. De la misma, hoy sólo resta apenas el 1 % de su superficie original. Nuestra selva se extendía por el sur de Brasil, principalmente por los estados de Sao Paulo, Paraná, Santa Catarina y Río Grande Do Su], y buena parte del extremo oriental de Paraguay. En ambos sitios fue notablemente extirpada y cuesta creer que los extensos monocultivos de soja que allí reinan fueron alguna vez territorios selváticos.
En Argentina la selva cubría, como ya dijimos, la mayor parte de Misiones (pero no toda la provincia como erróneamente muchos creen) y se extendía hacia el sur a modo de selvas en galería por las riberas del Paraná y el Uruguay hasta la latitud de Punta Lara, sobre el Río de la Plata; se empobrece en especies y en el porte de sus árboles a medida que avanza hacia el sur.
Cabe aclarar que existe otra selva subtropical en la Argentina siendo conocida como yungas, nuboselva, selva tucumana-boliviana o tucumana-oranense y que se extiende por las sierras subandinas de Jujuy, Salta, Tucumán y Catamarca. Sorprende, a pesar de la distancia, la presencia de algunas especies en común aunque muchas veces representadas por subespecies diferentes.
Volviendo a Misiones, la situación periférica de la provincia y la colonización relativamente tardía de su territorio, sumada a una modalidad de ocupación de la tierra a través de minifundios o grandes establecimientos madereros, permitieron que la selva misionera subsista en una circunstancia más favorable que la de los países vecinos. De algún modo la "pampa" paraguaya se hallaba en el oriente del país y la de Brasil en los estados sureños, obligando al desmonte total del ambiente original para favorecer el desarrollo de los respectivos países.
De allí el rol fundamental de Misiones salvaguardando recursos genéticos y paisajes ya perdidos para las otras naciones (a la sazón compañeras en la reciente iniciativa del MERCOSUR). Aquí la selva no es un recuerdo y aún guarda exponentes espectaculares como el yaguareté o la harpía, especies muy disminuidas (sino extinguidas) en el resto de la región.
Ámbito del misterio y refugio de duendes de nombres indígenas como el Pombero, la Caá-yarí, el Caá-pora y el Yasi-yateré, penetrar en la selva resulta una sensación inenarrable. Su silencio, compuesto de miles de murmullos y las voces estridentes o inquietantes de sus moradores naturales, provoca la sensación de que no seríamos nada en la maleza si perdiéramos la senda (o el "pique" al decir de los baqueanos). Esta sensación es quizás el origen de la guerra a la selva que el hombre blanco declaró a este ambiente desde el primer momento. Temeroso de no dominar la escena por completo, en un paisaje donde él era un extraño o un aparente convidado de piedra, ciego a los colores y sordo a los sonidos y mensajes del monte, tuvo en el fuego, el hacha y el machete las únicas herramientas para interactuar con el ambiente.
Hoy los tiempos van cambiando y otros hombres, nietos de aquéllos o venidos de ciudades contaminadas, donde los edificios ocultan el sol y el humo disfraza los aromas, han vuelto a esa selva con otros elementos: máquinas fotográficas, prismáticos y guías de campo, dispuestos a mirar y ver, y a considerar a la selva una amiga.
Una vieja conocida que por tantos ultrajes soportados oculta sus criaturas y se defiende con el ganchudo yuquerí, la urticante ortiga brava y los molestos mbarigüí. Pero nosotros no nos engañamos, porque pasada la primera prueba (que pone en fuga a los insensibles y a los impacientes) nos soltará sus pájaros en oleadas y sus mariposas fulgurantes, dejándonos boquiabiertos a cada paso.
Tomemos una picada que nos lleve a conocer sus mejores reductos y entendamos que el viejo palacio verde sólo nos pide una chance. Si todavía nos queda una pizca de sensibilidad y compromiso con las generaciones venideras, no dejemos de brindársela.

Volver al índice

La selva perdida


En 1900 la selva paranaense ocupaba 100 millones de hectáreas, distribuidas mayoritariamente en el Brasil (estados de San Pablo, Santa Catarina y Río Grande do Sul)Paraguay y, casi marginalmente, la Argentina (2,5 millones de hectáreas en Misiones).
Es aquí en Misiones donde en mejor estado se mantiene ese monte porque se logró conservar un poco más del 50% de la cubierta original y un bioma altamente diversificado (500 especies de aves, 10 de mamíferos, 140 entre anfibios y reptiles y más de 200 especies arbóreas).

Volver al índice

Ministerio de ecología


En 1985, se crea en Misiones el Ministerio de Ecología, el primero y único de la Argentina. Hasta 1988, sólo existían el Parque Nacional Iguazú (1934) y el Parque Provincial Islas Malvinas (1982), además de reservas forestales y semilleras que resguardaban la selva con fines económicos, a través del aprovechamiento extractivo de sus recursos naturales.
Carecían en la práctica de un ordenamiento, permitiendo la ocupación de tierras, como las áreas de Urugua-í y Cruce Caballero, que ahora son Parques Provinciales.
En 1990, de la mano del ecologista (en ese momento Subsecretario de Ecología, Luis Honorio Rolón) se crea el Parque Provincial Urugua-í.
El 18 de junio de ese año se sancionó la Ley 2.932 de Áreas Protegidas, que regularizó la situación de esos lugares, dándoles un marco jurídico adecuado.
Hasta entonces la mayoría de las áreas se protegían a través de decretos, convirtiéndolas en vulnerables ante cambios políticos o presiones de explotación.
Actualmente, hay 500 mil hectáreas de selva que son protegidas y la Ley del Corredor Verde sancionada a fines de 1999 establece la conexión entre los parques nacionales y provinciales, y el desarrollo sustentable en las tierras privadas.

Volver al índice

Monumentos naturales provinciales


Por Ley 2380 Araucaria o Pino Paraná, Palo Rosa o Tbirá-romí, figura que prohibe su extracción o explotación.
Por Ley 2589 Yaguareté, Anta o Tapir, Oso hormiguero.
Por Ley 3320 Harpya, Pato serrucho y Lobo gargantilla.
En el caso de los animales se trata de una figura legal que prohibe su caza, tenencia y comercialización

Otras normas de interés
Ley de Pesca N° 1040
Ley de Fauna Silvestre N° 1279
Ley de Agrotóxicos N°2980
Ley de Bosques N° 854
Ley de Areas Naturales Protegidas N° 2932
Ley de Biodiversidad N° 3337
Ley de Radicación y Habilitación Industrial N° 2267
Ley de Suelos N° 3231

Estas son normas que aspiran al uso racional de nuestros recursos naturales, debemos conocerlas, difundirlas y por sobre todas las cosas cumplirlas!!.
En este sentido la educación cumple un rol trascendente, ya que concientizar a toda la población contribuirá a que nuestra Misiones continúe siendo "La hermosa".

Volver al índice

Otros ambientes naturales misioneros


A pesar de su heterogeneidad intrínseca, la selva se mantiene más o menos constante en su aspecto en toda la superficie que cubre. Se pueden distinguir no obstante algunos tipos de selva peculiares.
Así, en las zonas más septentrionales aparece la asociación del palo rosa y el palmito, aunque por separado hay manchones o individuos de ambas especies mucho más sureños; en la vertiente uruguayense abundan en cambio los helechos arborescentes o chachí de seis especies diferentes y por ello algunos botánicos reconocen esas selvas como un tipo particular. Pero sin lugar a dudas es la selva con pino Paraná (Araucaria angustifolia), gigantesca conífera nativa que crece en las zonas altas de Misiones, la que contiene un perfil bien definido, y algunas especies animales que le son bastantes propias. A veces aparecen claros naturales en plena selva, los que eran habituales en el centro y en las zonas altas, donde se los conocía como "Campos" (Campo Grande, Campo Ramón, Campo Viera, Pastoreo Chico, Pastoreo Grande, etc.), "gramados" o "campiñas". Hoy se han desdibujado, por culpa mayormente de la actividad antrópica.
Hacia el sur la selva forma una avanzada de tres tipos sobre plena zona de campos: sigue las serranías centrales como ruta de dispersión; las orillas de los ríos como el San Juan, el Pindapoy y el Garupá formando selvas en galería, o bien a modo de isletas conocidas localmente como "capones" (de allí la localidad del departamento Apóstoles: "Tres Capones").
En el ecotono (es decir la zona de contacto) de la selva y los campos se ubica, sobre las planchadas de piedra, un tipo de bosque más xerófilo y más bien de tipo chaqueño con predominio del urunday o pau-ferro (Astronium balansae), con un tapiz herbáceo de caraguatá terrestres del género Bromelia, y la extraña aparición de cactáceas rupícolas como Frailea sp. En sus inmediaciones o entremezclados con el anterior asoman bosquecillos de chichita (Lithraea sp.), molles o terebintos (Schinus areira), espinillos (Acacia caven) que le han dado sustento a topónimos como el de Fachinal en el departamento Capital.
Finalmente los campos se constituyen en un valiosísimo semillero de especies herbáceas, para algunos el banco de germoplasma más importante del país en especies forrajeras, aromáticas y medicinales.
Particularmente se destacan las gramíneas por su diversidad, con los pajonales de "capí pihitá» (la paja colorada) (Andropogon lateralis) como comunidad climáxica, Esta región cubre los departamentos Capital, Candelaria y Apóstoles con ingresiones marginales en los de San Ignacio, Oberá, L. N. Alem y Concepción en Misiones y las zonas vecinas de Corrientes. Una curiosidad la constituyen manchones dispersos de dos palmeras enanas: el pindocito (Allagoptera campestris) y el yatay-poñí o enano (Butia paraguayensis).
Por último debemos mencionar los bajos o bañados vecinos al Paraná en las costas de los departamentos Capital, Candelaria y San Ignacio, sometidas a las periódicas crecidas del gran río, con su típica vegetación palustre que sirve de hábitat a varias especies de aves características de los esteros y bañados mesopotámicos.
Producto de la acción antrópica han surgido otros ambientes que van desde los rozados, grandes claros efectuados con fuego en ambientes de selva y que, a pesar de su carácter transitorio, permiten la aparición y, el avance de especies ubicuas propias de lugares abiertos; las represas o tajamares y las lagunas formadas muchas veces por los terraplenes de las rutas; las forestaciones de diverso tipo y los cultivos abandonados.
Una mención especial merecen las "capueras", formaciones vegetales cicatrizantes o pioneras que aparecen en cultivos o rozados abandonados, en los claros de los obrajes, en las banquinas de los caminos o en las picadas intransitadas con predominio de especies arbóreas heliófilas (es decir amigas del sol).
La capuera crea las condiciones necesarias para el retorno de la selva y son aprovechadas por infinidad de animales de la selva circundante que allí se alimentan o refugian, y ayudan a la recuperación de la misma aportando semillas. Lejos de considerar a las capueras un ambiente carente de interés para la conservación, y un obstáculo para la creación de reservas, constituyen una verdadera esperanza de recuperación. Los problemas ciertos comienzan cuando las capueras faltan, pues indican que el suelo se ha ido para no volver.

Volver al índice